compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Sin importar que sean vacaciones, es necesario cuidar la alimentación y evitar el consumo excesivo de sal, azúcar y grasas.
Durante fines de semana y vacaciones, las personas tienden a subir de peso o a incrementarse las consultas por gastritis y colitis, debido a la falta de una adecuada alimentación.
Especialistas de los Servicios de Salud de Morelos (SSM) aseguraron que al salir de vacaciones no sólo hay que revisar las condiciones de un vehículo o tomar medidas para evitar accidentes, también hay que estar pendientes de lo que se consume.
Durante las vacaciones, la correcta alimentación se pierde y se abusa de alimentos de ricos en azucares, irritantes, refrescos y botanas.
Por lo anterior, los especialistas aseguran que es necesario mantener el consumo abundante de agua simple, comer frutas y verduras, así como reducir la ingesta de grasas, carbohidratos, azúcar y sal, porque esto puede traer como esto aumenta el riesgo de las enfermedades cardiovasculares.
Es frecuente que al término de las vacaciones aumenten el número de consultas por casos de colitis, gastritis, niveles altos de azúcar y algunos otros padecimientos, sin contar los kilos de más que se adquieren.
Consideraron que alimentarse adecuadamente no está peleado con disfrutar de las vacaciones, incluso está permitido comer de todo, pero con medida.
Pidieron que las personas que están bajo tratamiento médico no lo suspendan aunque se sienta bien porque esto solo complicará su salud, ya que es probable que presenten una recaída.

Por: Marcela García /  [email protected]