Hay historias que realmente te estrujan el alma, como esta. 

Coco, el guardián de una niña de cinco años que sobrevivió al desplome del Colegio Rébsamen durante el terremoto del año pasado, está desaparecido. Y su dueña, la pequeña Isabel, no sabe cómo sentirse segura sin él. Las señas particulares de Coco son piel esponjosa y verde, lentes de pasta y suéter azul ¿Lo has visto?

Este lunes, Silvia, de 39 años, mamá de Isa, utilizó su cuenta de Twitter para pedir a los usuarios de redes sociales que le ayuden a encontrar al peluche perdido de su hija, que se ha vuelto su protector desde el 19 de septiembre del año pasado. Pese a que su cuenta tiene sólo 322 seguidores, su tuit de auxilio ha superado ya los mil 400 retuits... y va en aumento.

Por favor, si lo viste hoy en la sala 8 de cinemex prado Coapa de la función de las 14:30 ayúdanos a que vuelva a su dueña, ella lo adoptó desde el terremoto y no se siente segura sin el, por favor denle Ret. Gracias! pic.twitter.com/Rcgfne0fTF

— PยMเTค B๏NเTค ¯/__\¯ (@PuMiTa_BoNiTa) 22 de julio de 2018

El 19 de septiembre de 2017, Isa, de entonces cuatro años, estaba en el Colegio Rébsamen cuando el terremoto de 7,1 grados sacudió a la Ciudad de México. La niña salió con solo unos raspones, pero con la tranquilidad abollada: vio el desplome de su escuela y la angustia de sus amigos y profesores que luchaban por salir con vida. Esa mañana, murieron 19 niños a causa del derrumbe.

"Ese peluche es una simple lapicera. Su papá se la compró en 2014. Era adorno de su cuna porque casi no jugaba con él; sin embargo, al día siguiente del terremoto pudimos venirnos a casa por ropa y cosas y al entrar lo primero que vio fue a Coco y lo agarró. Así lo nombró ella desde que se lo regalaron", contó Silvia al Huffington Post México. "Al siguiente día nosotros nos fuimos a Michoacán para que ella olvidara el episodio horrible que vivió".

Ya en Michoacán, Isa fue atendida por una psicóloga, que comentó a la familia que la niña había adoptado a Coco por la necesidad de sentirse segura. Cuando dejara de sentirse en peligro, dejaría el peluche. Pero había que dejar que el proceso concluyera de manera natural.

"Desde ese día, llevamos a Coco a todos lados. Viaja con nosotras, va a todas partes, de hecho cuando Isa volvió a clases nos dieron permiso de que lo lleve hasta que se sintiera segura de nuevo", dijo Silvia.

Ese proceso se interrumpió el lunes: la familia fue a ver la película Hotel Transilvania 3 a las 14:30 horas en el Cinemex Prado Coapa. Coco, por supuesto, acompañaba a Isa. Pero en algún momento resbaló de la mano de la niña y ella, emocionada por la película, no notó su ausencia. Hasta que salieron del cine se dieron cuenta que faltaba el guardián peludo.

"Para nosotros Coco es muy importante. Es lo que da seguridad a Isa. De hecho, ahorita está llorando por lo mismo", contó Silvia el lunes por la noche. "Le hace mucha falta. Ojalá esto se comparta, alguien lo vea y nos lo devuelva".

Por favor, si lo viste hoy en la sala 8 de cinemex prado Coapa de la función de las 14:30 ayúdanos a que vuelva a su dueña, ella lo adoptó desde el terremoto y no se siente segura sin el, por favor denle Ret. Gracias! pic.twitter.com/Rcgfne0fTF

— PยMเTค B๏NเTค ¯/__\¯ (@PuMiTa_BoNiTa) 22 de julio de 2018

 

Con Información de Excelsior 

TAGS EN ESTA NOTA:




Loading...