Este martes, el presidente Enrique Peña Nieto realizará una gira de trabajo por Michoacán, dónde entregará un tramo carretero que constituye un compromiso de gobierno en esa entidad.

El mandatario entregará la primera etapa de la carretera que conecta a Jiquilpan y Sahuayo con la Autopista México-Guadalajara, su compromiso de gobierno número 152, de los 15 que corresponden a ese estado, y de los cuales 13 ya se concluyeron.

Esta vía fue una solicitud de la población desde la década de los noventa y se enmarcó en el Plan Michoacán, que destinó un inversión de 40 mil millones de pesos del gobierno federal en 83 obras en el estado desde 2014, con el fin de buscar el crecimiento y desarrollo para la región de la Ciénega de Chapala.

Acompañado por el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, el jefe del Ejecutivo federal inaugurará la obra que comprende, en sus dos etapas, una longitud de 46 kilómetros, con una inversión 100 por ciento privada de más de dos mil 059 millones de pesos.

El trazo de la autopista inicia en el norte de Jiquilpan, sobre la Carretera Federal 110, y concluye en el entronque de la autopista México-Guadalajara, que incluyó la construcción de un tramo carretero de 16.5 kilómetros, mientras que en los 29.5 kilómetros restantes se realizaron obras de drenaje, la construcción de seis entronques y un cruce ferroviario.

TAGS EN ESTA NOTA: