POR voluntad no queda, pero la lucha por el rescate financiero de la UAEM está tomando mucho más tiempo del que se hubiera pensado, sobre todo porque todo mundo está a favor pero nadie dice ¡con esto!

Ayer, de madrugada ya, el rector de la UAEM Gustavo Urquiza mandó decir algo así como que no sale el remedio total, pero sí un parche al menos, vía recursos estatales para pagar una de las catorcenas debidas.

Lo que no acaba de provocar inquietud es que a muchos días de las negociaciones, se dice que un subsecre de Segob instruyó a gente de SEP y Hacienda a que busquen el dinero solicitado. Sonó muy político.

DONDE ya se armó la de “¡Dios guarde la hora!”, diría la abuela, es en el Congreso doméstico, de donde salió una denuncia acaso penal por las transas de los diputados que hace no mucho ahuecaron el ala.
 
Es decir, que por ahí les reclaman cerca de 10 millones de pesos que no se sabe si los ex diputados se llevaron distraídamente, pero acá entre nos dicen que lo que se les pegó fueron muuuchos millones más.
 
Como quiera que sea, “peor es chile y agua lejos”, los actuales diputados parecen dar señal de que lo suyo no sólo es hacer declaraciones escandalosas sobre fraudes, sino que van en serio. Veremos.

AUNQUE no tiene etiqueta de estelar, llama la atención la pelea por las migajas del PAN tlahuica, que sostendrá Adrián “El Rudo” Rivera Pérez vs. Juan Carlos “Kid” Martínez Terrazas, el próximo 11 de noviembre.

“El Rudo” Rivera es un veterano de los encordados políticos y las barras, con un palmarés donde destaca una candidatura fallida a la gubernatura, una discreta diputación y una maloliente alcaldía.

“Kid” Martínez Terrazas es un novato que en su primer gran desafío como líder local salió maltrecho de las elecciones de julio y con severas críticas de una parte de la afición azul que lo quiere excomulgar.

POR cierto, en la esquina del “Rudo” Rivera está “El Yeyo” Estrada, también experto en empinar el codo; del lado de “Kid” Martínez está Javier Bolaños, que brilló en el Congreso federal y palmó rumbo a la alcaldía.

Por E. Zapata / [email protected] / Twitter: @ezapata1