compartir en:

MIENTRAS SAPAC sale a decir que la problemática de falta de servicio de agua potable en colonias del norte, poniente y centro de esta capital “ha sido resuelta”, salen más voces en contra por parte de vecinos de colonias como La Pradera, Recursos Hidráulicos, Lomas de Cortés y Vista Hermosa, que no tienen el vital líquido.

O sea, ya pueden estar tranquilos algunos,  mientras a otros les falta el agua y deben hacerle como puedan, pues el organismo no ha sido capaz de resolver la problemática que cada vez se torna más grave…

A esto se suma lo recién declarado por el Director Operativo de SAPAC durante un recorrido a El Túnel, el cual surte a un cuarto  de la población capitalina; confirmó que este manantial está al 10 por ciento de su capacidad.

ES DECIR,  que se aproxima una crisis de agua de inimaginables magnitudes, salvo que la lluvia de ayer haga efecto en los mantos acuíferos y logre reabastecerlos, lo que suena imposible.

EN OTRO tema, el carácter del alcalde de Cuernavaca está pasando del triunfalismo, a la molestia recurrente; del discurso de que lo puede todo, a la queja de que no se le deja trabajar… y pinta mal.

El reciente episodio donde se negó responder a un reportero  y aclarar que no está obligado a responder a ninguno, si no le place, evidencia confusión, falta de pericia y bajo nivel de tolerancia.

Ignora que no está en posición de empleado de una empresa privada, sino de funcionario electo por y para el pueblo, en la administración de recursos de todos.

HAY EVIDENTE molestia entre fans de Cuauhtémoc Blanco porque la opinión empieza a dividirse en torno a los primeros pasos de gobierno, y, otro mal síntoma, se echa mano del viejo recurso de la victimización.

Alias, se excusa al alcalde de la falta de resultados sustanciales, y se acusa que gente perversa le está amarrando las manos para que no pueda hacer lo que fue y sigue siendo promesas de no fallar a la gente.

Tal postura de conmiseración al popular personaje es muy común de fanatismo futbolero, de que ningún mal resultado es culpa del jugador sino malas artes del rival, mala fe del árbitro, mal clima, mala suerte…

Por E. Zapata  /   [email protected]   /   Twitter: @ezapata19