compartir en:

“FUEGO AMIGO” se acelera con blanco en la delegación federal de la Secretaría de Desarrollo Social, cuyo titular Jorge Meade Ocaranza ayer había sido “removido” por enésima ocasión… pero continúa ahí mismo.

Hasta entrada la tarde, al menos, no se cumplían las profecías que tienen antecedente en la disputa preelectoral de posiciones 2012 entre priistas para la gubernatura y, especialmente, la alcaldía capitalina.

El “No se hagan bolas” del salinismo, que no es la joya de la sabiduría en la historia del tricolor, cuaja bien para el hoy y ahora, sin que se descarte que más adelante puedan venir los enroques en tal sentido.

OTRO CALENTAMIENTO anticipado se da en quienes ya ven distancia entre los poderes ejecutivos, federal y estatal, justo cuando más bien parece haber coincidencia en más de un programa de calado nacional.

No, entre el desear y el ser todavía hay un amplio trecho, en el que media la Cruzada contra el Hambre, el Mando Único policial puro o mixto, Escuela al Centro, 65 y Más, Tres por Uno…, que están en vigor.

Es natural que no ser gobierno estatal durante más de 15 años haga que algunos damnificados tricolores apresuren la llegada del 2018, en prematura estampida, tirando codazos incluso a los del propio equipo.

POR CIERTO, Contacto Reforma 116 suelta que el próximo martes vendrá el secretario federal de Desarrollo Social, José Antonio Meade Kuribreña, para reunirse con el gobernador Graco Ramírez. ¿Entonces?

UN CASO más de futurismo que no acaba de cuajar es la remoción o deserción del comandante Alberto Capella de la Comisión Estatal de Seguridad Pública, quien hace casi un año dos-tres ya lo veían fuera.

De trato nada parecido a la amabilidad, el comisionado “Kpya” -por su indicativo en twitter-, lo mismo le da bola a los sensibles rotarios, que echa pa’delante en la coordinación de seguridad fronteriza con Guerrero.

Por supuesto que aparte de los adversarios políticos al régimen que representa en materia de seguridad, hay más intereses poco claros que infructuosamente adelantan su salida y no se cumple su vaticinio.

Por E. Zapata  /   [email protected]  /  Twitter: @ezapata19