DICEN, LOS que dicen que saben, que “A caballo dado no se le busca colmillo”, y que en el caso del gobierno de Cuernavaca no habría que decir ni pío sobre la pésima repavimentación que se hizo a las calles.

En el supuesto de que haya sido gratis la repavimentación por parte de algunas empresas -cuya identidad se guarda con celo canino- y que  no represente compromiso posterior, el caso aún es muy cuestionable.

Al ver ‘cráteres’ como el de la calle Coronel Ahumada, no queda sino preguntar si habría sido mejor que la dejaran como estaba y no hacer como que se mejora, cuando en realidad ahora se le encuentra peor.

POR CIERTO ese celo con que la administración de Cuauhtémoc Blanco ha ocultado los nombres de las empresas que ‘desinteresadamente’ le entraron a repavimentar calles, recién ha recibido un severo coscorrón.

Sucede que requerida esa información a la unidad de ‘transparencia’ del ayuntamiento, con una chicanada la ocultó legamente (clasificó), pero pasa que el IMIPE ya ordenó revele lo que mañosamente guarda.

Lo que oculta más bien parece el contubernio en lo oscurito para que los contratos formales de obras vayan a esas empresas, pero con la bronca Yáñez-Cuauthémoc las cosas no han salido como se planearon.

DEL MISMO gobierno de Cuernavaca y su apéndice que es el Sistema de Agua Potable (SAPAC), la cosa está que arde, pues al ahondarse el pleito Yáñez-Cuauhtémoc, sigue el operativo-limpieza de trabajadores.

O sea, persiste el trabajo de escoba en contra de todo aquel sujeto relacionado con los carnalitos Yáñez y amigo Eduardo Bordonave, a fin de echarlo de la nómina, incluso a la síndico municipal, bella Denisse.

Por el lado del SAPAC la cosa no está mejor, porque no ha parado el operativo desde que el director Alessandro Innocenzi fue ‘cepillado’, y ahora hay duelo de vencidas hasta en el área de comunicación social.

Y LOS leñazos a los tobillos del ‘Cuauh’ no cesan; hizo la ‘Cuauhtemiña’ al del contrato de $7 millones por ponerse la camiseta del PSD para elecciones, pero tiene encima el de que jugó como ‘cachirul’ para edil.

Por E. Zapata / [email protected] / Twitter: @ezapata19