CON EL avance en la implementación de las nuevas condiciones para atacar la corrupción a nivel federal y, en consecuencia, para el caso particular de Morelos, ahí está el reto para los que gustan de apostar…

El asunto no es que ‘quien mienta se vaya’, sino que todos y cada uno se queden a rendir cuentas claras, de los titulares de los tres poderes en Morelos, pasando por ayuntamientos, hasta otros organismos.

Con ejemplos ya de atención a la llamada Ley 3 de 3, toca ver y hasta exigir que los demás sujetos socialmente obligados pasen del discurso a los hechos, sin pretextos de excepción o por intereses particulares.

AHORA QUE Andrés Manuel López Obrador vuelve a la actitud amorosa nacional, coqueteando incluso con alianza nacional hacia el ‘18, en lo estatal suena aquello de “Es poco el amor, y lo desperdician en celos”.

Verán: la dirigencia doméstica del partido Morena ya le echó ojo a su único diputado, Manuel Nava Amores, para expulsarlo de su cofradía porque no pidió línea para votar las reformas al Instituto de Crédito.

Uno: Morena hace un remedo de la vieja costumbre priista de “tirar línea” a sus diputados, y cuidado con el que no se alinee porque lo queman. Dos: Nava difícilmente sufrirá de amores por falta de partido.

CONTACTO en el PRI local no acaba de digerir la pena del reciente sábado, cuando algunos tricolores que suspiran por el pasado recordaron con un ‘refrito’ a quienes los han dirigido en tiempos idos.

“Olió a viejo”, “No cambian el discurso”, “Dijo el líder que la cosa está ca…”, así interpretado el encuentro y parafraseado el orador principal, quedó la sensación de que el viejo PRI parece disfrutar la desgracia.

Alias, si al partido que no ha sido gobierno estatal hace 16 años lo que le ha interesado es administrar la desgracia para muchos y salvar el suelto a unos cuantos, lo ha hecho muy bien con sus varios dirigentes.

AHORA QUE el alcalde Cuauhtémoc Blanco se desligó del PSD, brota la incógnita de si habrá reencuentro y operación cicatriz, no imposible en la cosa política, o qué camino tomará uno y los otros. Nada es definitivo.

[email protected]
Twitter: @ezapata19