De los útiles escolares, la página “Chilango” resume: si tu hijo está por entrar a secundaria, piensa que lo más leve que gastarás son $ 284; si compras los cuadernos por mayoreo, o $ 421 si lo haces por unidad. Es decir: un cuaderno de 100 hojas para cada una de las asignaturas, un lápiz del número 2, un bicolor, bolígrafo y un marcatextos, etc., etc. Pero en Morelos hay que considerar cincuenta y cien por ciento más. De ahí el aliviane a la economía popular por apoyos como pasa en Jiutepec, cuyo Ayuntamiento distribuirá 32 mil paquetes de útiles escolares a estudiantes primaria y secundaria de escuelas públicas, en la primera semana de septiembre próximo. Esta es la buena, y la mala, que acciones de gobierno como esta del alcalde Rafael Reyes Reyes no son a nivel estatal… VENENO PURO. Se trata de los productos vendidos a los infantes en cooperativas escolares: fritos, doritos, pingüinos, twinkis, gaseosas azucaradas y una variopinta gama de golosinas, exceso de grasas y carbohidratos. Si agregamos falta de actividad física por el síndrome del inmoderado consumo de tele-internet, el resultado es sobrepeso/obesidad y diabetes e hipertensión infantil. En 2017, una encuesta del IMSS a nivel nacional reveló: en México uno de cada 4 niños de entre 5 y 11 años de edad tiene sobrepeso u obesidad, mientras los adolescentes lo padecen uno de cada 3; por lo tanto, nuestro país se ubica en el primer lugar a nivel mundial de infantes con obesidad, además de que la CDMX es la de mayor número de obesos en el mundo. El dato no es viejo, ilustra la gravedad de este problema, de modo que sólo dos años después el panorama no ha cambiado significativamente... EDUCACIÓN SEXUAL. El tema tampoco es nuevo, desde los años ‘80 se estrenó en primarias y secundarias, en los ’90 y principios del milenio se detuvo por los doce años de los gobiernos panistas, luego avanzó a regañadientes y jaloneos con la jerarquía católica y la conservadora Asociación Nacional de Padres de Familia. Uno de los puntos culminantes fue la aprobación, el 17 de mayo de 2016, de la ley para los matrimonios igualitarios o del mismo sexo, además de algunos “libros complementarios” de la Secretaría de Educación Pública que incluyen aspectos de la llamada “educación sexual en la diversidad”. Como quiera, el caso es que se trata de otra papa caliente para madres y padres… EMBARAZO. El asunto no es menor y también está considerado como un problema de salud pública. Proliferan los embarazos en niñas de entre 11 y 15 años, sobre todo por ignorancia de las consecuencias de las prácticas sexuales (que suelen ser tomadas como juego de travesuras de “alto riesgo”), la desinformación de los padres y la avalancha de información de “entretenimiento” que induce conductas precoces en niños/niñas adolescentes. En estas situaciones, sectores liberales y vanguardistas consideran que debería ser un derecho el acceso al aborto legal y seguro, como parte esencial de los servicios de salud reproductiva a los que tienen derecho las mujeres, sobre todo las más jóvenes. Argumentan que es el respeto a la autonomía reproductiva femenina, y que además esta materia debe formar parte del programa que se pretende impartir en las escuelas. La prevención del embarazo no deseado y de las enfermedades de transmisión sexual son dos aspectos de especial importancia para la promoción de la salud de los adolescentes varones. También ellos deber ser conscientes de que, como dicen ahora chavas y chavos conscientes: “si vas a la fiesta… lleva globos”... CALVARIO. Comparado con el de hace algunas décadas, el regreso a clases en el nivel básico es un auténtico atado de dificultades. Madres y padres de familia enfrentan hoy problemas que no existían, eran mínimos o estaban, como se dice ahora, “invisibilizados”. La lista es larga, pero a fin de no contribuir a las tribulaciones en víspera del primer día de clases nos quedamos con el repaso de unos cuantos causantes de la “tronadera de dedos” de jefas y jefes de familia. El primer golpe al presupuesto familiar se lo dieron en días pasados con los uniformes, pero todavía falta la segunda parte: los útiles y libros adicionales de texto. Porque no todos los asalariados tienen la facilidad de préstamos en organismos públicos o privados, muchos más deben pedir prestado a parientes o amistades, pero la gran mayoría no puede ni eso… ELEMENTAL la deducción del objetivo del viaje a la CDMX del alcalde de Cuernavaca, Antonio Villalobos Adán, también lo es la reacción de que todo cuanto diga allá inquietará a pocos y alegrará a muchos. No va a “rajar”, sólo a informar… (Me leen mañana).

 

José Manuel Pérez Durán
[email protected]