Jiutepec.- El luchador morelense Ósmar Cortés Morales abrió su corazón a Diario de Morelos para platicar sobre los fuertes sacrificios que ha hecho su familia para que él cumpla su sueño de seguir representando a Morelos en la disciplina de luchas asociadas.
“Hace un año que iba ir a la Olimpiada Nacional estábamos cortos de gastos y mi papá tuvo que conseguir dos trabajos. Tuvimos que disminuir la comida, aunque nos quedáramos con hambre, pero finalmente cumplí mi sueño y fui a representar a Morelos”, declaró hace unos días en entrevista.
El medallista de bronce en la Olimpiada Nacional 2019 confesó que su principal motivo para levantarse de todas las caídas es su familia, por lo que su mejor pago es seguirles entregando resultados positivos.
“Me motiva mi familia y ellos han sido los que me han estado apoyando siempre y aunque ellos me dicen que se sienten orgullosos de mí, yo no lo creo, porque no he llegado con mejores resultados, por lo que este año mi propósito será llegar a la Selección Mexicana”, declaró.
Además, Cortés Morales contó que en un principio las luchas solo eran un pasatiempo más, pero que con las competencias todo se convirtió en cariño a esta disciplina, dejando claro que ahora el deporte es su mayor adicción y por lo que vive.
“Para mí la lucha al principio significaba un deporte cualquiera y ahorita ya lo considero como mi adicción, en vez de que sea el alcohol y la droga es el deporte y la lucha”, recalcó el morelense.

Lucha por su carrera

El morelense Ósmar Cortés ya piensa en grande con su carrera deportiva, y motivado e ilusionado siempre con portar los colores de nuestro país.
“(Quiero) ser campeón de Juegos Panamericanos, Olímpico y del Mundo; me visualizo con medalla de oro y levantando las manos en el pódium con el primer lugar y con la bandera de México”, declaró.
Ósmar ya cuenta con experiencia en dos Olimpiadas Nacionales, mostrando en la del 2019 su crecimiento deportivo, al dar un gran salto y colgarse una presea.
“Hace un año fui a la Olimpiada y quedé en quinto, pero ahora en esta quedé en tercero y aunque yo soñaba con el oro mis amigos y familiares me dijeron que estaban orgullosos de mi por traer y dar una medalla a Morelos.
“Hoy sé que no siempre vas a ganar, que habrá derrotas y de las derrotas aprendemos”, dijo el joven

Dedicará su vida al deporte

Cuernavaca.- A pesar de su corta edad, por la cabeza de Osmar Cortés no pasa el dejar tanto el tatami como el deporte en ningún momento de su vida, por lo que el morelense enfocará todos sus esfuerzos en fomentar la actividad física.
“Les he comentado a mis papás de que a mí me gustaría ser entrenador de luchas y ser maestro de educación física, por lo mismo del deporte, porque al principio me gustaba la milicia y eso, conforme el tiempo me fue gustando el deporte”, reconoció.
Para finalizar, el luchador tlahuica mandó un mensaje a su familia, entrenadores y la gente que lo ha apoyado.
“Estoy muy agradecido con ellos, porque sin ellos no hubiera podido llegar a estas alturas y representar a Morelos, estoy muy agradecido y espero que nunca me dejen  de apoyar y que ahora de recompensa para este año les voy a traer la medalla de oro”, concluyó el deportista.