CUERNAVACA, MORELOS.- El Gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco Bravo, opinó que las leyes penales deben cambiar para sancionar a delincuentes, pues dijo que, a veces, salen libres, a pesar de ser muy peligrosos.
Lo anterior, luego de que el comisionado Estatal de Seguridad, José Ortiz Guarneros, dijera ante empresarios de Morelos que Raymundo Isidro “N”, alias “El Ray”, presunto líder de plaza del Cártel Jalisco Nueva Generación, no tiene denuncia por los delitos cometidos, por lo cual un juez dio dos meses para dar pruebas.
El detenido durante mayo, en Puebla, fue investigado por presuntos delitos en la zona oriente de Morelos, entre ellos el ataque al restaurante “Los estanques”,  en Cuautla, donde murieron seis personas.
El jefe del Ejecutivo dijo que en el país hay delincuentes que son detenidos, pero no pueden ser juzgados por falta de pruebas.
“Hay muchos personajes que sabemos lo que son, pero resulta que no tienen ningún delito; esto pasa en todo el país, y es lamentable.
“Hay que cambiar las leyes, por lo cual debemos trabajar porque hay muchos de la delincuencia organizada que no tienen delitos y son los más peligrosos”, afirmó.
El Gobernador comentó que la inseguridad ha afectado el país, pues hay diversos grupos delictivos.
Finalmente, agregó que la ciudadanía debe comenzar a denunciar para que las autoridades puedan llevar a cabo las acciones correspondientes.

Propuesta. El Gobernador pide aportar pruebas contra delincuentes para evitar que puedan ser liberados.

"Lo repito, y pido que denuncien; quizá no lo hacen por temor, pero créanme que pueden hacerlo anónimamente.” Cuauhtémoc Blanco Bravo,  Gobernador de Morelos.

Por: JOSÉ AZCÁRATE
[email protected]