Cuernavaca, MORELOS.- El TSJ analizará si el juez que renunció a su puesto intempestivamente y provocó la nulidad de los casos que estaban a su cargo incurrió en alguna falta administrativa con su decisión y es objeto de denuncia con base en la Ley de Responsabilidad de los Servidores Públicos. 

El presidente del TSJ, Jorge Gamboa Olea, precisó que son 49 juicios los que con la separación del juez Martín Dorantes Casarrubias, causaron nulidad y un impacto directo en las víctimas, porque tendrán que esperar a que se repongan las diligencias con las que ya se había avanzado para obtener la justicia. 

Entre los asuntos que de alguna manera “quedaron volando”, se encuentra el homicidio de Jesús García y Roberto Castrejón, del 8 de mayo de 2019, en el zócalo de Cuernavaca, así como una larga lista de expedientes por delitos graves, como secuestro, extorsión y delitos patrimoniales, señaló. 

El representante del Poder Judicial dijo que, si bien el juez presentó su renuncia -antes del 18 de mayo- con base en el derecho que le otorga la Ley del Servicio Civil, debió anticipar el escenario para no afectar la impartición de justicia a las víctimas, quienes, desde su punto de vista, serán revictimizadas porque tendrán que volver a declarar, en la reposición del procedimiento. 

Para no retrasar más la justicia a los involucrados en los 49 casos, serán distribuidos en otros tribunales. 

Por: Antonieta Sánchez / antonieta.sanchez@diariodemorelos.com


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado