El día 14 de este mes en el Palacio Nacional se escuchó: “… vamos a seguir fortaleciendo el trabajo coordinado y yo tengo la confianza de que vamos a seguir avanzando hasta pacificar el país. Es un desafío, es una responsabilidad, es una convicción. Si no terminamos de pacificar a México, por más que se haya hecho, no vamos a poder acreditar históricamente a nuestro gobierno” así lo dijo AMLO ese día. Al margen de la fuerte connotación política que tiene lo dicho, es alentador que el presidente tenga ahora conciencia de lo grave de la situación de la inseguridad. Finalmente el Presidente reconoció que su proyecto de transformación del país, puede ser un fracaso si no se logra que la política de “abrazos no balazos” le funcione. Totalmente de acuerdo.

Efectivamente, sin coordinación entre los tres niveles de gobierno: federal, estatal y municipal, será imposible contener al crimen. Al mismo tiempo es la oportunidad para fortalecer verdaderamente a los ayuntamientos. Los ayuntamientos recibirán menos apoyo de recursos federales en el 2022.

En Morelos, ofrecer una recompensa de medio millón de pesos por un líder criminal, ha sido recibido como una muestra de que se tendrá una estrategia anticrimen diferente. El gobernador dijo que la lucha va a ser frontal. Es de entenderse que es una alusión simbólica, pues no se puede hacer frente en realidad a un enemigo relativamente identificado. Sin embargo, el hecho de que ahora sí se tendrá coordinación con los ayuntamientos, es una buena señal.

W. Churchill, con crudeza, ofreció sangre, sudor y lágrimas a sus gobernados durante la segunda guerra mundial. Logró unir a toda la población en un solo frente. Liderazgo y visión de estado. Viene al caso por que aquí se ha insistido en que vamos muy bien, muy bien una y otra vez. No es cierto. Vamos mal.

Morelos no deja de estar en el top de los estados con índices más altos de criminalidad. Reconocer la realidad por el gobernante, por dura que esta sea, es indispensable para lograr avances serios.

Aún cuando llegara a funcionar el medio millón de pesos y se detuviera al cabecilla, no por ello se vencerá el clima de inseguridad. La encuesta de marzo de este año que realiza el INEGI sobre la percepción de inseguridad (ENVIPE) que tiene la gente de Morelos no deja lugar a dudas: 87.8 % de la gente de Cuernavaca percibe inseguridad. En el país el porcentaje es de 66.4. Ciudades como Saltillo 32.9 %; o Querétaro con el 40 % nos muestran que han logrado contener la delincuencia y la gente lo reconoce. Los gobiernos estatales y municipales lograron coordinarse.

La disposición mostrada por el gobierno estatal recientemente para coordinarse con los ayuntamientos y las ganas que tiene el presidente de apoyar al gobernador, es una oportunidad para redefinir una estrategia que pueda obtener resultados. La ENVIPE muestra que la tasa de víctimas por cada 100 mil habitantes en Morelos fue en 2019 de 29 737 hombres y 25 485 mujeres. Escandaloso, sin duda, y por encima de la media nacional. Cifras que nos dejan con el alma estrujada.

Sergio Aguayo (Reforma, julio 14), reconoce que hay centros urbanos en los que se han ensayado soluciones exitosas. Observa que en Coahuila se logró una política integral que pudo reducir los delitos de alto impacto del crimen organizado.

Fortalecer las policías municipales será esencial. La política de austeridad en materia de seguridad debe cambiar. La primera responsabilidad de la autoridad es la protección del ciudadano. Es el gran pacto entre gobernados y gobernantes.

En Morelos el secuestro está contenido. No es poca cosa. Los delitos que más se cometen e inquietan al ciudadano son el robo a las casas, el asalto en el transporte público y en la calle. Se tiene detectado que la mitad de los asaltos los hace una sola persona. Por lo que se puede deducir que la policía municipal es la que puede prevenir y vigilar las calles.

Es llegada la hora que los gobiernos encausen todos los recursos necesarios para fortalecer a los municipios, antes de que el futuro nos alcance. Futuro que parece ya estar aquí.

Por:  Ariel Homero López Rivera / opinion@diariodemorelos.com


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado