Cuernavaca, Morelos.- “La Asociación de Discotecas y Centros Nocturnos y de Espectáculos (Adice) fracasó en su intento de poner en marcha en estas vacaciones el programa Conductor Inteligente para disminuir accidentes vehiculares asociados al consumo inmoderado de alcohol”, informó su presidente, Andrés Remis Martínez.

Indicó que el proyecto requiere recursos económicos para emitir credenciales, pero ni el Ayuntamiento de Cuernavaca, Poder Ejecutivo y el Legislativo han aceptado etiquetar presupuesto para ello.

El programa plantea credencializar y concientizar a 10 mil jóvenes para que al visitar bares, o discotecas, consuman alcohol
responsablemente.

La finalidad de la propuesta es evitar combinar alcohol y volante; incluye la obligación de los propietarios de negocios de venta de bebidas alcohólicas de promover el uso de taxi seguro, cuando los clientes no estén en condiciones de manejar.

Desde 2016, cuando en Cuernavaca se habló de la posibilidad de que el ayuntamiento pusiera en marcha el Alcoholímetro, la iniciativa privada empezó a promover esa propuesta con la idea de evitar que la disposición oficial inhibiera la vida nocturna de la ciudad.

Esta semana, se reunió con empresarios de escuelas privadas que estarían dispuestos a promover el programa entre la comunidad estudiantil, con la credencialización de Conductor Inteligente, no sólo de los jóvenes, también de los padres.

El propósito es formar un círculo virtuoso en el que cada quien asuma la responsabilidad que tiene para evitar desgracias.

Que los padres estén pendientes de a dónde van sus hijos, que ellos consuman bebidas alcohólicas de forma responsable, que los empresarios no tengan una sobreoferta de alcohol a precios por debajo de los estándares comerciales que pongan en duda la calidad del producto, y que los empleados vigilen que los clientes no se pongan al volante de un auto cuando no estén en condiciones de conducir con seguridad.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...