compartir en:

La revisión y actualización del Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN) se realizará siempre bajo el principio de respeto a la soberanía nacional y la de otros países, subrayó el presidente Enrique Peña Nieto.

En el marco del inicio del proceso formal de consultas para guiar la revisión y profundización de este acuerdo comercial, el mandatario dijo que, particularmente con Estados Unidos, se debe establecer una ruta de diálogo, pero también de reconocimiento de que somos dos naciones soberanas.

Durante el lanzamiento de la marca Hecho en México, apuntó que con la nueva administración estadounidense "hemos expresado tener diferencias puntuales", pero aseveró que están decididos a actuar a partir de las coincidencias.

Luego de la consulta con el sector productivo y gobernadores, que tendrá una duración de 90 días, y que comienza de forma simultánea con la que inició el gobierno de Estados Unidos, habrá de iniciarse la negociación para la actualización del Tratado, en el marco del diálogo constructivo para crear el nuevo marco referencial entre México y Estados Unidos.

Ante empresarios y acompañado por el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, el titular del Ejecutivo federal apuntó que México vive un momento crucial para el presente y un futuro de oportunidad para acciones concretas en su beneficio.

Por ello, llamó a promover lo que producen manos mexicanas, incluidos los que trabajan en multinacionales, y productos, sean de marcas nacionales o no, pero "lo importante es que están hechos con manos mexicanas".

“Hay que consumir lo mexicano, no sólo por serlo, sino porque son productos de calidad, que merecen un distintivo que los enaltezca en el país y en el mundo entero, enfatizó.

Por ello, en conjunto con organizaciones empresariales, se relanzó el sello Hecho en México como un incentivo que favorece la competitividad de los productos nacionales, pero además producido con estándares de calidad bien definidos, para que sea un sello de calidad y confianza para los consumidores.

“Esto es una muestra más de lo que podemos hacer cuando nos mantenemos unidos y creemos en nosotros mismos, en una época de grandes desafíos y de gran oportunidad”, resaltó Peña Nieto.

El jefe del Ejecutivo sostuvo que gracias a una política comercial de apertura y a que "estamos resueltos a competir con el mundo, hoy México compite de tú a tú en los terrenos más exigentes".

En ese sentido recordó que es el primer exportador de manufacturas y el tercero dentro de las 20 economías más desarrolladas del mundo, sólo detrás de Corea del Sur y Alemania; primer exportador de pantallas planas y refrigeradores; el cuarto en exportación de vehículos ligeros, además de que se destaca en el comercio de productos agroalimentarios.

Los productos hechos en México representan empleo y sustento para las familias mexicanas. "Consumir lo hecho en México da impulso a lo que hacen las grandes, pequeñas y medianas empresas", recalcó.

En este marco, dio a conocer que instruyó a la Secretaría de Economía para que emita un acuerdo para reducir el universo regulatorio en las dependencias y entidades del gobierno federal, con el fin de que al momento de emitir una nueva regulación que implique costos para los particulares, se comprometan a desaparecer dos trámites ya existentes.