Este martes fue distinto en la Ciudad de México. Un ejemplar de mono capuchino sorprendió a autoridades capitalinas, quienes intentaron rescatarlo.

Los hechos ocurrieron cerca de las 8:30 am, cuando vecinos hicieron el reporte a las autoridades.

Inicialmente el mono apareció en Castillo de Miramar y Paseo de la Reforma, en Lomas de Chapultepec. El operativo de varias horas por intentar rescatarlo, obtuvo gran cobertura en medios de comunicación, por lo cual se convirtió en un hecho viral.

Debido al estrés al que se podría ver sometido el animal, tendría que ser anestesiado, dijo en María Elena Hoyo, ex directora del zoológico de Chapultepec, en entrevista con Foro TV.

Poco después el mono capuchino entró a la residencia de la embajadora de los Estados Unidos, lo cual derivó en las negociaciones entre autoridades mexicanas y de seguridad de la casa por el acceso al lugar.

Según información de ADN 40, cuando el mono entró a la residencia, las autoridades lo perdieron de vista. Hasta el cierre de esta edición no se sabe si continúa ahí o cruzó a alguna otra propiedad.

Hacia las 10:30, ya había arribado personal de la Profepa con los químicos para sedar al animal.

Carmelo Hernández, encargado operativo de la brigada de vigilancia animal de la SSP, aseguró que desde el sábado tenían reportes de este mono, pero ya se había "dado a la fuga"