compartir en:

Sergio Oros Sánchez, de 22 años de edad, murió a causa de los golpes que recibió en diferentes partes de su cuerpo, tras una riña que sostuvo con uno de los internos que se encontraba en el área de observación del centro penitenciario al que fue remitido, acusado de haber violado y asesinado a su hijastra de cuatro años.

De acuerdo con versiones de testigos, Oros Sánchez discutió con otro interno, al que acusó de hacerle propuestas indecorosas, de las palabras pasaron a los golpes, siendo el hoy occiso el que recibió la peor parte. Tenía su domicilio en el fraccionamiento Villa Florida de Tamaulipas.

Peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado acudieron al penal, donde recabaron evidencias, en tanto policías ministeriales iniciaron las investigaciones correspondientes.

En tanto, el agente del Ministerio Público Investigador dio fe y a la vez ordenó el trasladado del cuerpo al Semefo.

Oros Sánchez fue detenido y acusado la semana pasada de los delitos de homicidio y violación en agravio de su hijastra de cuatro años. Al ser interrogado, reconoció haber abusado de la menor porque su esposa, la madre de la menor, está embarazada.