compartir en:

Cuernavaca, MORELOS.- El 13 de septiembre se conmemora el sacrificio del Castillo de Chapultepec donde se honra el acto histórico de los Niños Héroes.
Durante la invasión de las fuerzas de Estados Unidos en 1847 la defensa del Castillo fue confiada al general Nicolás Bravo, antiguo insurgente; sin embargo, el general contaba con más de 800 soldados para defender la fortaleza contra los más de 7 mil soldados invasores.
El general Bravo dio la orden que los cadetes menores de edad se retiraran, pero en su mayoría no lo hicieron.
Al amanecer del día 13 bombardearon el Castillo cesando el fuego hasta las nueve de la mañana, y los soldados estadounidenses iniciaron el ascenso del cerro, por la parte oeste. La lucha se libró cuerpo a cuerpo, los mexicanos combatieron con fiereza, pero los invasores ganaban terreno y lograron llegar al castillo por el lado occidental.
Al llegar los norteamericanos al castillo sólo unos cuantos soldados y cadetes permanecían en el edificio. La historia guarda memoria, muy en especial, de seis de ellos a quienes recordamos como los Niños Héroes: Francisco Márquez y Vicente Suárez de 14 años; Agustín Melgar y Fernando Montes de Oca, quienes tenían 18 años; Juan de la Barrera oscilaba entre los 19 y Juan Escutia se presume tenía 20 años de edad.
La hazaña sin duda es una de las más memorables en la historia de México donde poco más de 800 soldados mexicanos murieron para salvaguardar la paz y el futuro del pueblo mexicano.

16 de agosto comenzó a edificarse el Castillo sobre los cimientos de la que fuera casa de Moctezuma II .

Tributo anual
Año con año se conmemora la muerte de los Niños Héroes, mediante una ceremonia cívica  dirigida por el Presidente de la República en el Altar a la Patria, en Chapultepec.

El mito de Juan Escutia
La leyenda marca a Juan Escutia como un agregado del Colegio que debido a la situación de emergencia no pudo ser formalmente enlistado, por lo que no aparece en los registros. Presuntamente sería encargado de guardar el torreón en el que ondeaba la bandera nacional y ante la inminente entrada del ejército invasor a la fortaleza, el cadete tomaría la Bandera de México y envuelto en ella saltaría a la ladera con el fin de que no cayera en manos del enemigo.

Era el 13 de septiembre de 1847 cuando las fuerzas de Estados Unidos invadieron el Castillo de Chapultepec, que era al momento la sede del Colegio Militar, siendo testigo de la historia mexicana, donde los Niños Héroes se encargaron de defender  la soberanía nacional

Sabías que...

1996 el Castillo de Chapultepec fue el escenario de algunos pasajes de la cinta “Romeo y Julieta”.

El Altar a la Patria
El 27 de septiembre de 1952, en la ladera del costado sur del cerro de Chapultepec fue inaugurado un monumento de forma semicircular con seis columnas y emplazado en lo que es la terminación del Paseo de la Reforma; en cada columna le fue colocada una urna con los restos pertenecientes a cada uno de los seis cadetes muertos en 1847.
Este monumento está dedicado a los combatientes contra la invasión estadounidense, de 1846 a 1848. con la frase: “A los Defensores de la Patria 1846-1847”.

169 años se cumplen del episodio en el que  los Niños Hérores murieron para salvaguardar al pueblo mexicano.

1846 marzo
Estados Unidos declaró la guerra a México, con la intención de apoderarse de la Alta California, Nuevo México y otros territorios.

1847 septiembre las fuerzas de EU  decidieron avanzar  a la capital y tomar el Castillo de Chapultepec.

13 de septiembre decreta el Presidente Benito Juárez día de luto nacional, en memoria de los cadetes fallecidos en el Castillo de Chapultepec

Conmemoraciones

El billete de 5 mil pesos
Los Niños Héroes aparecían en los billetes de 5000 (antiguos) pesos emitidos en varios años entre 1981 y 1989.

Monedas de 50 pesos
En los años de 1994 y 1995 se acuñó una moneda de 50 nuevos pesos mexicanos con el centro de plata, dado su contenido en plata, tenían un valor superior a su nominación original. La moneda de 50 nuevos pesos tenía en el anverso a los Niños Héroes: Juan Escutia, Agustín Melgar, Juan de la Barrera, Vicente Suárez, Francisco Márquez y Fernando Montes de Oca.

Batalla de Chapultepec. En una lucha cuerpo a cuerpo los cadetes mexicanos dieron el ejemplo de morir por la patria.

Mural a los Niños Héroes. Pintado por Gabriel Flores en 1967 en el Castillo de Chapultepec, como un tributo a su memoria

El Castillo. Lugar donde ocurrió una de las batallas más recordadas de la guerra méxico-estadounidense.

 

Por: DDM  Staff /  [email protected]