compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Los municipios también tendrían que aportar recursos al fideicomiso que el Congreso local analiza crear para pagar laudos laborales históricos y atender las liquidaciones de personal que causa baja en la nómina de los ayuntamientos.
Los diputados que promueven el rescate financiero para los municipios, Jaime Álvarez Cisneros, Julio Espín Navarrete, Alberto Martínez González y Edwin Brito Brito, expusieron ayer esta propuesta a los presidentes municipales, como una de las vías para lograr la constitución de la bolsa económica del fideicomiso.
El diputado Jaime Álvarez Cisneros, de Movimiento Ciudadano, precisó que tras escuchar los argumentos, los presidentes municipales, estos estarían de acuerdo en contribuir a la constitución del fondo económico, y el recurso principal podría conseguirse vía nuevo crédito estatal.

Garantizar fiscalización
Los legisladores reiteraron a los alcaldes el interés del Congreso del Estado por ayudarlos a sanear sus finanzas por el tema de laudos y a darles certeza sobre el cargo eliminando la sombra de la destitución.
Para ello, se requiere de un plan integral que se complementaría con la profesionalización de la Entidad Superior de Auditoría y Fiscalización (ESAF) para garantizar una fiscalización de recursos eficiente y el combate de excesos y abusos de los cabildos sobre el presupuesto.
El diputado Jaime Álvarez dijo que se combatirán acciones abusivas como las que han mostrado ex regidores de Atlatlahucan  y Temixco que, en el colmo de los abusos, se encuentran entre quienes tienen demandado al Ayuntamiento porque no recibieron sus últimas prerrogativas.
En tanto, el diputado Julio Espín Navarrete señaló que el rescate es de fondo para que los presidentes municipales dejen de ocuparse de atender la destitución y se preocupen por brindar servicios a los ciudadanos.
Mientras tanto, el coordinador del PRI, Alberto Martínez Gonzáles, abundó que el fideicomiso deberá definirse y aprobarse durante el actual periodo ordinario de trabajos legislativos, con el propósito de que opere antes de que concluya el ejercicio fiscal, como establece la nueva Ley de Disciplina Financiera.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ  /   [email protected]