compartir en:

En 1869 Juárez forma el estado de Morelos, el primer gobernador fue provisional, don Pedro Baranda, convoca a elecciones y resulta electo Francisco Leyva como primer gobernador electo, contendió contra Porfirio Díaz quien no hizo campaña ni se presentó en Morelos.
Solo cuatro décadas después vendría el rompimiento del orden constitucional a causa de la Revolución y del cuartelazo de Victoriano Huerta de 1913. 
En junio del 14, a raíz de los sucesos de la Decena Trágica, Huerta degrada al estado a categoría de territorio, nombrando comandante militar a su incondicional Juvencio Robles. Huerta asesina al Presidente Madero, disuelve el Congreso de la Unión; y en Morelos aprehende a los integrantes de la XXII Legislatura y al Gobernador Benito Tajonar, desapareciendo los tres poderes en el estado.
Durante 17 años Morelos estuvo gobernado por jefes políticos, militares y gobiernos provisionales. Por conflictos con el Gobierno Federal e intereses personales, no fue posible verificar elecciones. La lucha revolucionaria fue tal que Cuernavaca fue asediada y cercada por órdenes de Carranza desde el 4 de febrero de 1917 y absolutamente deshabitada hasta el 22 de diciembre de 1918.
Terminada la Revolución el territorio es reconocido nuevamente como Estado y entre 1920 y 1927, se nombran diez gobernadores provisionales, entre ellos Octavio Paz Solórzano -padre del escritor y Premio Nobel- abogado que había sido asesor de Emiliano Zapata, y ninguno convocó a elecciones para regresar al estado al orden constitucional como era su primordial obligación. 
En 1930, en pleno periodo del Maximato, época en que el expresidente Plutarco Elías Calles daba órdenes a los presidentes; este, toma cartas en el asunto Morelos y aquí en su casa de Cuernavaca, llama a su amigo el empresario Carlos Lavin Aranda dedicado a sus negocios de farmacias, ganadería, industria textil y en ese entonces dueño del histórico Hotel Moctezuma, persona de sus enteras confianzas para que acepte ser gobernador de Morelos y convoque a elecciones con la finalidad de regresar el orden constitucional al estado, don Carlos acepta la propuesta de su amigo. En ese entonces era Presidente Pascual Ortiz Rubio. Se obliga a renunciar a Ambrosio Puente como Gobernador Provisional de Morelos, quien ya tenía tres años en el poder y evitaba las elecciones para perpetuarse aduciendo que no había condiciones para efectuarlas, además de intentar autonombrarse candidato para las elecciones constitucionales. De inmediato el Secretario de Gobernación Emilio Portes Gil, presentó una terna para elegir un Gobernador de transición, integrada por Abelardo Flores, Refugio Bustamante, y Carlos Lavín Aranda, quien resultó electo por gran mayoría. Fue así como es designado Gobernador Provisional Constitucional del estado de Morelos por el Congreso de los Estados Unidos Mexicanos, tomando posesión en el mismo Congreso. 
Despachando ya en el Palacio de Cortés, don Carlos Lavín se avocó a cumplir su principal misión, convocó a elecciones para el 20 de abril, este, fue uno de varios actos para terminar de pacificar al todavía agitado Morelos post revolucionario su gobierno fue de grandes resultados. 

Durante su mandato ordena la primera escultura de Emiliano Zapata como un reconocimiento oficial al Caudillo del Sur, donde se muestra al General como protector del campesino. Los restos del caudillo serian colocados posteriormente en la base de esta escultura en Cuautla. Durante su gobierno, Diego Rivera pintó los murales del Palacio de Cortés que en ese entonces era la sede del Gobierno del Estado, que muestran la historia de Cuernavaca desde los tlahuicas hasta la gran figura de Emiliano Zapata siendo también el primer mural donde aparece el héroe.

Pero continuaban algunos brotes de inconformidad. Aun después de las elecciones, y antes de que tomara posesión el siguiente gobernador, se dio otro brote de violencia en Jojutla. Un grupo de inconformes tomaron la presidencia municipal, haciendo prisionero al presidente José Vera; desarmaron a los policías, liberaron a los presos e impusieron préstamo forzoso a comerciantes. Este golpe fue apagado personalmente por el gobernador Lavín quien estando en Ciudad de México tuvo que regresar de inmediato a Morelos, y respaldado por cien federales del Cuarto Batallón de Infantería destacamentado en Cuernavaca logró disolver el levantamiento. El golpe lo dio el candidato derrotado Alfonso María Figueroa, quien después intentó instalar en Cuautla una legislatura ilegal que también fue disuelta por el gobernador Lavín, por lo que es conocido como el Gobernador Pacifista. Y en medio de estos conflictos hace 86 años hace válidas las elecciones del 20 de abril, declarando oficialmente gobernador electo, firma los tres primeros decretos: el decreto número uno por medio del cual restablece el Poder Legislativo. Con el número dos, restablece el Poder Ejecutivo. Y con el número tres, restablece el Tribunal Superior de Justicia. De esta manera, histórica y jurídicamente da orden constitucional al Estado de Morelos, además de paz social y política, que se habían perdido durante 17 años, y en un clima ya sereno entrega el Gobierno del Estado de Morelos a su sucesor Vicente Estrada Cajigal. 
P.D. Hasta el otro sábado   
 

Por: Carlos Lavín Figueroa  / [email protected]