compartir en:

Se trata de un proyecto monumental, muy ambicioso y controvertido, de hecho algunos lo consideran como una revolución de la ingeniería de como la conocemos hoy en día y otros lo califican de “quimera”.

 

Se trata nada mas y nada menos que de la Autopista Costera E39 de Noruega, la cual será una vía para vehículos y que adicional a esto combinará pavimento clásico con túneles subacuáticos y también puentes flotantes a lo largo de unos 1.100 kilómetros, abarcando todo la costa del país.

 

El propósito principal de esta mega construcción, es el de cubrir un trayecto de geografía bella pero a su vez imposible: es decir los mil fiordos del oeste del país. “El objetivo es unir, de norte a sur, las ciudades de Trondheim y Kristiansand”, le explica Kjersti Kvalheim Dunham, quien es la persona encargada de dirigir el proyecto.

“Normalmente recorres esta distancia toma unas 20 horas a los autos y camiones que usan también conexiones de ferry”.

Pero con la nueva E39 se espera reducir drásticamente ese tiempo a tan solo unas 10 horas, además de agilizar la economía del país, ya que el 57% de las exportaciones noruegas provienen de esa región occidental.

 

Además de todo esto, el gobierno de Noruega estima que, gracias a esta superautopista, los costos en cuanto al transporte de mercancías se reducirán prácticamente a la mitad.

 

Todo un reto millonario para los ingenieros

El proyecto tendría un costo aproximado de unos $30.000 millones de dolares, la cual es una verdadera fortuna, incluso para un país rico como es el caso de Noruega, y se espera completarlo en 2035.

 

Parte de la inversión realiza para este proyecto, se estaría recuperando con el cobro de un peaje por el uso del mismo, cuyo precio aún no se ha fijado hasta el momento.

 

“Es una obra única en el mundo”, asegura Dunham.

 

Según los planes y la estrategia de la Administración Pública de Caminos de Noruega, los túneles estarán sumergidos a unos 30 metros y los conformaran un par de cilindros de concreto paralelos, en este caso, serían uno para cada dirección de circulación de los autos.

 

Cada cilindro tendrá dos carriles: de los cuales uno sera para tránsito común y el otro para los vehículos de emergencias y de reparaciones.

 

Cabe destacar de que en algunos tramos la futura E39 “perforarán” montañas y rocas con túneles tradicionales para lograr alcanzar el sorprendente recorrido que esta tendrá.

 

Nota recomendada Una mochila ideal para tus gadgets: la Powerup Backpack de HP