compartir en:

A un año de que viera la luz un reportaje realizado por The Telegraph, donde se afirma que Kim Jong-un, parece estar siguiendo los pasos de su padre al pie de la letra, no sólo en cuestiones políticas o militares, sino también en sus perversiones, Huffington Post informó que el día de ayer, el mandatario retomó la tarea de reclutar a menores de edad.

Este grupo es conocido como "Escuadrón del Placer" y está compuesto exclusivamente por adolescentes vírgenes.

El escuadrón original
En el ya mencionado reportaje, The Telegraph afirma que el padre del actual líder coreano, tuvo un grupo de chicas jóvenes y de buen ver, seleccionadas por altos cargos del Estado para compañía y entretenimiento, sin embargo, el creador de esta práctica fue Kim Il-sung, abuelo del actual mandatario y fundador de la República Popular Democrática de Corea.

Esto fue corroborado por Toshimitsu Shigemura, profesor de la Universidad Waseda de Tokio y una autoridad en asuntos de Corea del Norte, quien ha explicado para el diario británico que esta actividad se ha realizado durante las últimas tres generaciones de gobernantes.

Tras la muerte de su padre, Kim Jong-un detuvo esta práctica "por razones de seguridad", sin embargo, tras haber finalizado el periodo de tres años de duelo, retomó su actividad hace casi un año.

Esta práctica suele ser muy secreta incluso entre los norcoreanos, pues a las familias de las niñas no se les dice a dónde van a ir o qué van a hacer, sólo se explica que ellas están tomando parte en “importantes proyectos de gobierno”.Es aquí cuando a las niñas no se les permite ver o hablar con sus familiares. 

Ante esto, han sido los desertores de este país quienes dieron a conocer ante los medios, la realización de estas actividades.

Reclutamiento
Por su parte, el diario Huffington Posindica que aunque el actual mandatario de Norcorea esté casado y tenga una hija, de nueva cuenta ha ordenado una nueva campaña de reclutamiento donde ofrece 1,800 euros a niñas "altas y hermosas" que deseen incorporarse al grupo.

Del mismo modo, las interesadas en formar parte de este equipo de mujeres, serán examinadas por un médico para comprobar si aún son vírgenes.

Con el fin de convencerlos, los reclutadores les explicarán a los padres de las pequeñas que sus hijas han sido seleccionadas para cumplir una misión de estado.

Además de servir como compañía y entretenimiento, el reclutamiento de estas mujeres se ha convertido en una tradición, además de una demostración del poder por parte del líder sobre el pueblo.

Con información de The Telegraph y Huffington post