La generación de más de 3.5 millones de empleos formales en la actual administración del presidente Enrique Peña Nieto ha permitido mayor recaudación de recursos, que fortalecen las finanzas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), aseguró el vocero de la Presidencia, Eduardo Sánchez.

“Esta ampliación histórica ha sido posible gracias a la afiliación de cerca de 3 y medio millones de trabajadores en lo que va de la administración, cuyas familias también tienen acceso a estos servicios”, dijo.

Durante el anuncio el balance de finanzas y servicios del Seguro Social, Sánchez destacó el aumento de afiliaciones al instituto durante esta administración, que ascendió un 30% más.

Esta cifra representa un avance sin precedentes en la historia de la institución, pues en 2012 el número de derechohabientes ascendía a 57 millones de mexicanos, un incremento de 30% en lo que va de la administración”, resaltó Eduardo Sánchez.

En tanto, el director general del IMSS, Tuffic Miguel, destacó que el aumento del empleo, el mejoramiento de las finanzas, y la estrategia de digitalización de servicios y trámites, han repercutido en mayores entradas de ingresos de alrededor del 20% más que al inicio del sexenio.

Informó que para este año se destinarán mil 850 millones de pesos para la compra de equipamiento médico de última generación para atender a pacientes con cáncer.

El titular del IMSS señaló que este recurso sirvió para la compra de dos aceleradores lineales, que atenderán a pacientes con cáncer en hospitales de la Ciudad de México, Guadalajara, Monterrey, Puebla, Mérida, León, Torreón y Ciudad Obregón.

Explicó que con la adquisición de estos dos aceleradores lineales, el instituto cuenta con dispositivos que permiten atacar tumores y destruir células cancerosas sin afectar las células o el tejido sano más próximo.

En la actualidad, la institución cuenta con 26 aceleradores lineales y con esta compra se sustituirá casi 50 por ciento de ellos, para ampliar los servicios de hospitales en ciudades citadas, en beneficio de 54 millones de usuarios.

La adquisición de los aceleradores lineales fue por un monto de mil 200 millones de pesos y se obtuvieron ahorros por más de 400 millones de pesos respecto al precio máximo de referencia en licitación pública y de los estudios de mercado, más baratos, incluso, a los comprados en 2011.

Como parte de este programa de renovación de equipo médico, destacó que este año se destinan 255 millones de pesos en la adquisición de 70 mastógrafos para el diagnóstico temprano del cáncer de mama, 400 millones en diez resonadores magnéticos, equipo especializado en la obtención de imágenes del cuerpo en dos y tres dimensiones, que permite detectar diversos padecimientos.