Cancún.- El titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Gerardo Ruiz Esparza, aseveró que la infraestructura del país opera con normalidad en todo el territorio nacional, luego de los fenómenos naturales que afectaron al país en los meses recientes.

“Pese a los huracanes, sismos y otros fenómenos de la naturaleza que han afectado a diversas entidades, hoy la conectividad y la infraestructura de comunicaciones y transportes ópera con normalidad a lo largo y ancho del país”, indicó el funcionario.

Durante la inauguración de la Terminal 4 del Aeropuerto Internacional de Cancún, encabezada por el presidente Enrique Peña Nieto, destacó que en materia aeroportuaria, la actual administración federal realiza importantes modernizaciones en más de 28 aeropuertos, entre los que destacan los de Acapulco, Guadalajara, Hermosillo, Mérida, Monterrey, Reynosa, Tijuana y Cancún.

El secretario sostuvo que gracias al impulso de la administración, “hoy al sector aeronáutico le está yendo bien”, pues pasó de sufrir el cierre de 10 aerolíneas hace seis años y de haber sido retirada la certificación de la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés), lo que impedía nuevos vuelos entre México y Estados Unidos y viceversa, a registrar un crecimiento histórico.

Entre 2012 y 2017, el volumen de pasajeros en el transporte nacional ha registrado un incremento de 60 por ciento, en tanto que la flota comercial aérea creció en 40 por ciento, además de que se han creado 849 nuevas rutas aéreas nacionales e internacionales, y los precios de los pasajes se han mantenido estables en promedio, abundó.

“Hoy todas las aeronaves mexicanas renuevan sus aviones y las principales empresas tienen ya una antigüedad promedio de sólo seis años”, cuando anteriormente las aeronaves comerciales tenían una antigüedad promedio de 17 años.

La flota aérea mexicana hoy es la más grande de nuestra historia, y es 40 por ciento superior de la que había en el año 2012, lo que también se ha logrado gracias al convenio bilateral que los gobiernos de México y Estados Unidos suscribieron en el año 2015, resaltó.