Cuernavaca, Morelos.- Una considerable cantidad de vehículos del transporte público colectivo que circulan en el área metropolitana de Cuernavaca están en malas condiciones, a pesar del compromiso para su renovación cuando se les autorizó el aumento de tarifas.

Según el Periódico Oficial “Tierra y Libertad” 5464, del 11 de enero, el aumento en “rutas”, de 6.50 a 8 pesos la mínima urbana, tuvo como compromiso la prestación de un mejor servicio.

Para la firma del acuerdo ante el Poder Ejecutivo, los concesionarios “se comprometieron a avanzar en el mejoramiento del servicio, la renovación de unidades mayores de 10 años…”, indica el Periódico Oficial.

Pero, en un recorrido por diversas vialidades de la metrópoli pudo observarse que muchas unidades están deterioradas prestando el servicio, incluso es evidente que su modelo tiene más de 10 años.

Llantas lisas o desgastadas, mobiliario desvencijado, pisos irregulares, carrocería dañada, ventanas rotas o asientos malolientes, son las condiciones que no corresponden a la contraprestación del alza a las tarifas.

A menudo el pretexto del concesionario para no sacar de circulación las unidades viejas o para no mejorar el servicio es que los costos de operación son muy altos y no da margen de utilidad.

Sin embargo, para llevar las mínimas, urbana a 8 pesos (23% más), interurbana a 9 pesos (20% más) y foránea a 11.50 (15% más), se hizo un estudio de costos operativos y condición del usuario, que arrojó las tarifas viables para ambas partes.

El análisis financiero del servicio de transporte y el establecimiento de nuevas tarifas garantiza las condiciones para que los concesionarios cumplan el compromiso de renovación y mejora del servicio.

El reglamento indica la obligatoriedad de un servicio que satisfaga la demanda de los usuarios.

Por: DDM STAFF
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...