Cuernavaca, Morelos.- Los integrantes de la LIII Legislatura sesionarán dos veces por semanas para recuperar el tiempo que se perdió por el conflicto interno, que ayer quedó resuelto con la aceptación del G-10 del plan de austeridad yliquidación de quincenas atrasadas a 150 empleados en pagos diferidos.

La presidenta de la Mesa Directiva, Beatriz Vicera Alatriste, informó que la víspera, los coordinadores de los 9 grupos y fracciones parlamentarias firmaron el acta de la sesión de la Conferencia para los trabajos de la sesión que se realizó  ayer, y en la que se aceptó el acuerdo que puso fin a las hostilidades.

Hizo un reconocimiento a los integrantes de la legislatura por su disposición a aceptar el plan de austeridad, y a continuar con las actividades legislativas a 19 días de que concluya el periodo ordinario de sesiones.

El presidente de la Junta Política, Julio Espín Navarrete, informó que la siguiente semana el Pleno sesionará dos días para atender los temas fundamentales para la vida institucional del estado.

El coordinador del PRI, Alberto Martínez González (que demandaba el pago de salarios en una sola exhibición), subrayó que no ganaron los diputados, sino los trabajadores; y su homólogo, del PAN, Víctor Caballero, dijo que se trató de un acto de justicia laboral para los empleados.

Finalmente, los representantes del PRI, PAN, Nueva Alianza, Humanista y Encuentro Social, aseguraron que mantendrán el G-10.

Por insuficiencia presupuestal, atribuible a irregularidades en el primer año de la legislatura, la presidenta pidió a grupos políticos la reducción de la nómina de sus trabajadores; aunque el acuerdo habría sido aceptado en un principio, fue rechazado cuando los empleados dejaron de recibir su salario, y entonces tomaron las oficinas.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...