compartir en:

Para celebrar los 50 años del Monasterio Benedictino de Nuestra Señora de los Ángeles, amantes de las bellas artes se reunieron para una memorable presentación de talento vocal en el recital titulado “Te Deum Laudamus”.

La soprano Akie Ito, el tenor Juan Antonio Ortiz y la mezzo soprano Rosemary Alvino dieron vida a música sacra, mexicana y clásica con grandes temas, acompañados por la pianista Judith Alejandra. 

Como parte del intermedio, los presentes disfrutaron de un coctel en la explanada central del monasterio, para poder comentar  lo sucedido y a su vez conocer parte de la historia del recinto con la ayuda de los monjes que lo habitan.

Por: Alfredo Valdez
[email protected]