compartir en:

Luis Miguel tiene nuevamente problemas con las autoridades, ya que la Junta de Conciliación y Arbitraje embargó las cuentas del cantante debido a que el artista se ha negado a pagar 6 millones de pesos a uno de sus colaboradores, quien le ganó una demanda en 2014.

La medida fue tomada para obligar a el intérprete de “La incondicional” a pagar la deuda que tiene con Arturo Pérez Figueroa, extecladista del artista, quien decidió tomar acciones legales en contra de El Sol, en 2005, por ser despedido de manera injustificada después de haber trabajado con el cantante durante 15 años.

Debido a que Luismi no ha pagado lo indicado por las autoridades, ahora la cantidad que tendrá que entregar ha aumentado; serán 30 millones los que deberá pagar a Pérez Figueroa, así lo dio a conocer El Universal.

MÁS PROBLEMAS

Por otro lado, la semana pasada se dio a conocer que Alejandro Fernández decidió reanudar la demanda en contra de Luis Miguel, debido a que las negociaciones entre ambos no dieron resultaron, por lo que ahora serán los abogados de los artistas quienes se encargarán de arreglar el asunto.

El Potrillo demandó a El Sol por incumplimiento de contrato, ya que le dio un adelanto de 5 millones porque ambos realizarían una gira juntos.