El Congreso del Estado de Morelos lamenta y condena los hechos en los que uno de sus trabajadores, de nombre Abisaí Pineda Chávez, resultó herido por arma de fuego este día a las afueras de la llamada Casa Azul, donde operan oficinas del Poder Legislativo.

El Congreso manifiesta su plena confianza en la actuación de las autoridades correspondientes y que se presentará ante la fiscalía para que se investigue y que esclarezcan los hechos y que quienes resulten responsables reciban las sanciones que ameritan.

Se precisa que el trabajador Abisahí Pineda se encarga de llevar correspondencia de la Presidencia de la Mesa Directiva a las distintas instalaciones del Congreso y este día fue víctima de un intento de asalto a las afueras de la Casa Azul, localizada en la calle Aurora de la colonia Maravillas de Cuernavaca, y no en la calle de Cataluña en que se ubica la sede oficial.

Al oponerse al asalto, la víctima recibió un rozón de bala en un pie, del que ya fue atendido médicamente y se recupera de manera satisfactoria.
El Congreso del Estado agradece la preocupación y las muestras de afecto recibidas, y espera contribuir a que se difunda información certera sobre los hechos y no rumores que desconciertan a la sociedad.