compartir en:

México.- Mediante la obra “Privacidad”, Diego Luna y Luis Gerardo Méndez revelarán la manera en que los gobiernos y las corporaciones vigilan y extraen información de las personas a través de las redes sociales.

De manera alterna los actores protagonizan la historia escrita por James Graham y Josie Rourke que, inspirada en el caso de Edward Snowden, se estrenó en 2016 en el Public Theatre de Nueva York, con Daniel Radcliffe (Harry Potter).

Bajo la dirección de Francisco Franco, “Privacidad” iniciará temporada el 5 de octubre de 2017 en el Teatro de los Insurgentes de la Ciudad de México, para narrar la historia de un escritor que tiene problemas de comunicación.

“El público, junto con él, hará un viaje a través del Internet para conocer su lado más luminoso, pero también el más oscuro. Hay dos tesis principales: una que tiene que ver con la manera en que nos comunicamos, de cómo los dispositivos móviles han cambiado la manera de relacionarnos y hacia dónde nos dirigimos como sociedad.

“La otra se refiere a qué tanto la información de nuestros teléfonos está siendo utilizada por los gobiernos como por las empresas”, explicó el director Francisco Franco durante la presentación de la pieza teatral ante la prensa.

Diego Luna destacó que “Privacidad” es una obra espectacular y divertida, pero también alarmante, sobre todo para quienes tienen hijos.

“Pues vale la pena pensar que enfrente tenemos una tecnología que no sabemos de dónde viene. Es como el cerebro: usamos bien poquito de su capacidad pero alguien sí lo está usando y eso es lo que les vamos a contar”.

Externó que la gente sube imágenes personales a las redes sociales Twitter, Facebook o Instagram creyendo que se comparten con los amigos y los seres queridos, hasta que comienza la necesidad de volverte popular o llamar la atención a través de ‘likes’.

Sin embargo, dijo, "no sabemos con claridad hacia dónde va esa información, quién se la queda o para qué será utilizada en un futuro lejano, no precisamente ahorita. Es una pregunta que no nos hacemos y que la obra invita a hacerlo”.

Se trata de analizar la diferencia entre el yo público y el yo privado. Esa línea que, en su opinión, no siempre se sabe como trazar.

“Privacidad”, abundó Luna, “es muy esperanzadora, nos recuerda que los teléfonos deben ser herramientas para nosotros. Nos deben servir y no nosotros a ellas, por eso debemos usarlos con responsabilidad”.

En su oportunidad Luis Gerardo Méndez mencionó que en algún momento la trama se convierte en una especie de teatro documental porque ofrece una investigación al espectador.

“Explicamos la manera en que las agencias, por ejemplo, ofrecen información privada al mejor postor. Queremos mostrar cómo es que los gobiernos podrían o no espiar a activistas, por ejemplo. Si nosotros cargamos el teléfono las 24 horas estamos emitiendo señales durante todo el día”.

Diego Luna recordó que Claudio Carrera le ofreció participar en la puesta en escena justo cuando filmaba una película en Toronto.

“La vimos en Nueva York y cuando entras te piden que prendas tu celular; incluso hay sitios dentro del teatro en los que se puede cargar el dispositivo. Una vez que empieza la función, éste se vuelve importante dentro de la historia.

“Debido a que tengo delirio de persecución preferí apagar mi teléfono, pero a los 10 minutos estaba viviendo la experiencia a través de los demás”.

Para el estelar de películas como “Y tu mamá también” y “Rogue One: A Star Wars Story”, significa mucho regresar a trabajar en el Teatro de los Insurgentes, pues fue ahí donde, dijo, ganó tres clavos en el brazo.

Cabe recordar que en 2011 durante una de las funciones de la obra “Cock”, Diego Luna cayó y debió someterse a una cirugía.

“También le di unos besos a José María Yazpik. Aunque sí me han pasado cosas buenas como cuando trabajamos con John Malkovich (El buen canario) y lo hacíamos llegar en Metrobús todos los días para ensayar. Es un teatro que además, tiene mucha historia. Basta recorrer el lobby para darse cuenta de que por aquí han pasado todos y sigue más vivo que nunca”.

Durante las primeras dos semanas de funciones, Luis Gerardo Méndez estará en escena y a partir del 26 de octubre ambos alternarán el personaje principal.

Alejandro Calva, Ana Karina Guevara, Luis Miguel Lombana, Amanda Farah, Antón Araiza, María Penella, Antonio Vega y Bernardo Benítez completan el elenco que ofrecerá funciones de jueves a domingo durante 20 semanas.

En el equipo creativo de “Privacidad” participan Jorge Ballina (escenografía), Jorge Orozco (escenografía virtual), Violeta Rojas (vestuario), Víctor Zapatero (iluminación), Rodrigo Dávila (música original) y María Renée Prudencio (Adaptación), entre otros.

La producción corre a cargo de Tina Galindo, Diego Luna, Luis Gerardo Méndez, Claudio Carrera y Ocesa.