Cuernavaca, Morelos.- El presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), delegación Cuernavaca, Alejandro Uribe García, aseguró ayer que las afectaciones por el apagón en el primer cuadro, el pasado miércoles, fueron mínimas. 

En tanto, el vocero de la industria restaurantera, Ángel Adame Jiménez, declinó hacer declaraciones sobre el problema al que se enfrentaron restaurantes y bares por  más de cuatro horas.

Uribe García dijo que la Canaco no había recibido reportes de la afectación, pero en términos generales, agregó que por la hora en la que ocurrió el corte de energía eléctrica, en la tarde noche, el sector comercial fue el menos perjudicado porque la mayor actividad se registra entre 12 y tres de la tarde.

“Fue un apagón alarmante, por su duración, pero los giros de los negocios que representa la Canaco no reportaron pérdidas; seguramente porque su actividad se desarrolla durante el día”, dijo el entrevistado.

Alejandro Uribe añadió que el hecho de que la suspensión en el suministro de luz se haya registrado la víspera de la quincena, también fue un factor que amortiguó el impacto en el equilibrio de las ventas de los negocios localizados en el Centro Histórico. 

Sin embargo, ayer, la CFE informó sobre la suspensión del servicio programado que hubo por 40 minutos en las calles Humboldt, Abasolo y Gutemberg.

Asimismo, por la noche, alrededor de las 11, se suspendió el suministro en el Centro.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...