compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Luego de conocerse que el activista político Gerardo Becerra fue objeto de una orden de reaprehensión por fraude, la marcha que organizó ayer a la Ciudad de México resultó un fracaso frente a las versiones de que acarrearía a miles de personas.
Confusa en su variedad de objetivos, la llamada Marcha por Morelos debió iniciar un tanto retrasada por la falta de organización y la escasa presencia de seguidores en la zona de la Paloma de la Paz.
A diferencia de otros intentos por imponer su proyecto político personal, en esta oportunidad fueron apenas unas 500 personas las que se reunieron al filo de las 9:00 horas para iniciar el trayecto, se dijo, hacia la Secretaría de Gobernación.
Con diferentes intereses de grupo, los seguidores de Becerra Chávez de Hita habrían sido no más de 40 con el argumento de que se restaure la paz en la entidad, pues otros concurrentes ponderaron otros objetivos.
En versiones en torno a esta marcha a pie por la carretera se informó que se esperaba que el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, diera la bienvenida justo en el límite entre Morelos y Ciudad de México.
De hecho, en un intento anterior Osorio Chong no recibió a los quejosos, sino otros funcionarios que escucharon inquietudes no diferentes a las que Gerardo Becerra anunció para esta.
Por cierto, respecto de la situación penal de Gerardo Becerra, ha trascendido que a pesar de la orden de reaprehensión cuenta con un amparo, que si bien impide momentáneamente su detención, no lo libera de fondo de la acusación y sentencia por el delito de fraude.

  Desangelada.  En voz de los propios organizadores, sólo 500 personas participaron, cuando ellos mismos aseguraron que sería de miles.  

Por: DDM STAFF
[email protected]