Conocida por su peculiar forma de vestir y su inigualable belleza, Demi Lovato sorprendió, antes de que acabe el año, ya que la cantante presumió su escultural cuerpo en traje de baño. La intérprete de "Sorry not sorry" sorprendió a todos en Instagram.

Para la estadounidense, su cierre de año fue uno de los más fructíferos, ya que despide el 2017 con "Échame a mí la culpa", tema en el que canta a lado de Luis Fonsi, quien regreso a la escena música con "Despacito".

En la imagen, el público puede observar un escote muy prolongado; gracias a la prenda, sus fans pudieron admirar su hermoso cuerpo, por lo que le dedicaron varios piropos a la cantante.