compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- El Ayuntamiento de Cuernavaca y su alcalde, Cuauhtémoc Blanco Bravo, están obligados a presentar un aviso a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHyCP), sobre el origen y monto de los recursos que ha recibido a través de supuestas donaciones por parte de la empresa Cosmos SA de CV u otras, para determinar que no se trata de lavado se dinero.
Así lo establece la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita (LFPIORPI), que en su artículo 17, fracción XIII se refiere a la recepción de donativos y que a la letra señala:
“La recepción de donativos, por parte de las asociaciones  y sociedades sin fines de lucro, por un lugar igual o superior al equivalente a un mil seiscientas cinco veces el salario mínimo vigente en el Distrito Federal”, son consideradas dentro de las actividades vulnerables para las operaciones con recursos de procedencia ilícita.
El Servicio de Administración Tributaria (SAT) reconoce a los Ayuntamientos, entre otros entes, como personas morales sin fines de lucro, por lo cual es susceptible de la aplicación de esta ley.
Para que el Ayuntamiento capitalino tenga la obligación de dar aviso a la SHyCP, el monto de donación recibido debe superar el equivalente a los 3 mil 210 veces el salario mínimo, es decir, 234 mil 458 pesos con 40 centavos, cifra que fácilmente es superada por las presuntas donaciones para las repavimentaciones que se han realizado, sin el aval del Cabildo, que pese a eso, de no actuar estaría cayendo en omisión por no denunciar el hecho ante las autoridades competentes.
El aviso a la SHCP se debe realizar dentro de un mes, luego de haberse realizado la operación o contrato, de no hacerse o haciéndolo y si Hacienda detecta anomalías debe realizar la denuncia correspondiente ante la Procuraduría General de la República (PGR), para que actúe en consecuencia.

Presentan queja
Mientras que la mayoría de los regidores han guardado silencio y hasta acuden a tomarse la foto en las entregas de repavimentaciones, sólo Amelia Fernández Aguilar ha increpado sobre el tema, pero hasta el momento sólo se sabe de una queja presentada ante la Contraloría municipal, cuyo titular, Héctor Hernández Campos, es incondicional del alcalde y su círculo cercano.
La historia de las donaciones nacen luego de que la administración 2009-2012 dejó una deuda con la empresa Cosmos SA de CV que llegó a ser de 17 millones de pesos, ganando el juicio a la administración de Jorge Morales Barud, que incluso tuvo que ampararse para no ser destituido.
Al interior de la comuna, se señala, pues hasta los regidores dicen desconocer los pormenores del supuesto contrato de donación, que la actual administración se comprometió con Cosmos a cubrir el pago, y otros, a cambio de no continuar con la pretensión de destituir al alcalde, a cambio de otorgarle otras obras, que ya se vieron, pero que se desconoce el origen de los recursos para realizar el pago.
En su momento, no sólo estaba en riesgo la destitución de Morales Barud, sino también la de su Tesorero y su secretario de Obras, y al ser consideradas como deudas institucionales, los mismos funcionarios de la actual administración habrían tenido el riesgo de perder el puesto en los primeros días de su gobierno, por eso se hicieron los arreglos de las supuestas donaciones, señalaron algunas fuentes consultadas. 

No hay manera... 
A través de una solicitud de información pública se le pidió al Ayuntamiento aclarara las donaciones.

El tiempo pasa...
Dicha solicitud se realizó desde febrero, pero ni por este medio, ni por declaración de funcionarios, se ha dado claridad.

Información específica
Se solicitó a la autoridad municipal informara sobre las empresas y recursos utilizados en las obras de repavimentación.

Responden, pero... 
La Dirección de Obras Públicas envío la respuesta incluso un día antes de que se venciera el plazo.

Artículo 17 fracción 13
de la LFPIORPI, considera las donaciones de más de 3 mil 210 veces el salario mínimo, como actividades vulnerables para la utilización de recursos de procedencia ilícita.

20 mdp al menos se han utilizado en las presuntas donaciones para repavimentaciones.

30 días después de realizado el contrato tiene la autoridad para dar aviso a la Secretaría de Hacienda federal.

 

Por:  Rogelio Ortega  /  [email protected]