Unidades en mal estado, cinco personas muertas al ser arrolladas, y un mal servicio, son algunos de los factores del transporte público en Morelos, que este año aumentó el pasaje

CUERNAVACA, MORELOS.- A pesar del mal estado en que se encuentran las rutas y el mal servicio que prestan, este año se autorizó el incremento al transporte público, el cual entraría en vigor el 14 de enero, lo cual no fue respetado por los transportistas, quienes lo empezaron a aplicar un día después de su publicación en el periódico oficial “Tierra y Libertad”, el 11 de enero del 2017.
En el artículo primero se da a conocer el acuerdo por el cual se establecen las nuevas tarifas que van desde los 8 pesos la mínima y hasta 22 pesos la foránea, como máximo cobro al usuario; además también establece que las mismas serán aplicadas 3 días después, de acuerdo a lo que textualmente señala la primera disposición primera del artículo en referencia.
Además de la irregularidad de iniciar con el cobro de las nuevas tarifas de manera anticipada, los transportistas también iniciaron con abusos en contra de los usuarios cobrando de más.
En lo que correspondió a la tarifa urbana (mínima) de 8 pesos, fue respetada; pero la interurbana no; y como ejemplo se puede mencionar que, con la tarifa anterior, un viaje de Lomas de Jiutepec al Centro de Cuernavaca, que cobraban a 8 pesos, ahora están exigiendo 9.50.
En ese momento, el secretario de Gobierno, Matías Quiroz Medina, atribuyó el cobro adelantado de la tarifa de 8 pesos por parte de los transportistas, a una mala interpretación del contenido del decreto del acuerdo de alza, publicado en el periódico oficial “Tierra y Libertad”.
“Es un tema de interpretación solamente”, indicó, al hablar del tema que confundió y confrontó a choferes y usuarios, sobre la entrada en vigor de las nuevas tarifas autorizadas para la entidad.
Aunado a las violaciones en la tarifa, los transportistas no han respetado el compromiso de mejorar el transporte público, pues a unos días de acabar el año, en un recorrido realizado por Diario de Morelos, se pudo constatar que muchas de las rutas permanecen en mal estado.
A ello se suma el deceso de cinco personas durante el año, arrolladas por las rutas, principalmente por la imprudencia de los choferes al manejar a exceso de velocidad y todo por evitar “quemarse” con sus tiempos, lo cual hasta el momento no han controlado.

“Convoco a los concesionarios a respetar el estado de Derecho, apegándose a lo que señalan los artículos transitorios del acuerdo, de lo contrario, la Secretaría de Movilidad tiene facultades para actuar.” Matías Quiroz Medina, secretario de Gobierno.

Anomalías
Unidades en mal estado con asientos y pasamanos rotos, además de señalamientos de las personas a choferes por dar un mal servicio, excediendo el límite de velocidad por evitar “quemarse” con sus tiempos, son algunos de los factores que imperan en el transporte público de Morelos.

5 personas
murieron este año al ser atropelladas por rutas en Cuernavaca y Zapata.

1.50 pesos
subió el pasaje, que anteriormente estaba en 6.50 pesos y ahora la mínima en 8 pesos.

8 pesos
es la tarifa mínima que actualmente cobran los ruteros en Morelos.

9.50 pesos
es la tarifa interurbana que cobran los ruteros, a pesar de que la autorizada era de 9 pesos.

10 pesos
pretendían como tarifa mínima los transportistas este año.

Suspenden
El Morebús que era una opción mejor para el transporte público en Morelos, fue suspendido a raíz del sismo.

Conflictos
La invasión de rutas en la zona Oriente es otro de los problemas que más se han suscitado este año en el transporte público.

Constantes. Varias personas fueron arrolladas por rutas, pero no todas ellas viven para contar su amarga experiencia.

Violación. Las rutas intermunicipales, siguen hasta la fecha sin respetar la tarifa, la cual a pesar de haberse tasado en 9 pesos, ellos la cobran en 9.50.

Chatarra. Aunque parte de los compromisos para autorizar el aumento en las tarifas era el de mejorar las rutas, muchas de ellas siguen en mal estado, algunas con asientos rotos y otras sin ellos.

Reclamos. A pesar de que los usuarios se quejan del mal servicio que prestan las rutas, los transportistas han hecho caso omiso y más ante el retiro del llamado Morebús.

Decesos. Cinco personas acabaron muertas entre las llantas de las rutas durante este año, en la mayoría de los casos debido a la imprudencia de los choferes y al exceso de velocidad con que manejan para evitar ‘quemarse’ con sus tiempos.

2 de enero

Por: Ddm Staff
[email protected]