Autoridades construyen en el Parque Melchor Ocampo áreas para instalar aparatos de ejercicio. El lugar es uno de los últimos pulmones que le quedan a la capital morelense.
Fotos: Maya Ocampo / Ddm