Cuernavaca, Morelos.- Entre las estrategias de combate al mosco Aedes aegypti, los Servicios de Salud de Morelos (SSM) emprendieron el proyecto de sembrar plantas de citronela en el panteón municipal de Tlaquiltenango.

El objetivo es ahuyentar al mosco transmisor del dengue, zika y chikungunya, ya que el olor que despide la planta de citronela lo mantiene alejado porque no es grato para el mosco.

Carlos Arriaga, responsable de la estrategia educativa y participación comunitaria para la prevención de dengue,  zika y chikungunya, informó que cada año buscan nuevas estrategias que permitan combatir al mosco.

Para este año iniciaron en el sur de Morelos, específicamente en el panteón que se ubica en la colonia Alfredo Bofil, de Tlaquiltenango, en donde sembraron decenas de plantas de critonela, la cual es conocida por tener propiedades que alejan al mosco Aedes aegypti.

El especialista aseguró que una vez que concluya la visita de Día de Muertos en este panteón estarán en condiciones de determinar si dio resultados o no.

Hasta este momento, explicó que se han presentado avances, ya que en las ovitrampas que se instalaron en este sitio se ha comprobado que ha disminuido  la población de mosquitos, situación que es favorable para reducir el número de personas con virus de zika, dengue o chikungunya.

Las plantas de citronela se colocaron a lo largo y ancho de todo el cementerio, principalmente cerca de las tumbas en donde la gente acostumbra a colocar floreros, los cuales se convierten en los sitios idóneos para la reproducción de moscos.

De continuar con los resultados favorables, este proyecto podría llevar al resto de los panteones de la entidad, dijo Carlos Arriaga.

Por: Marcela García
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...