compartir en:

Un científico de Ciudad Juárez ha revolucionado la ciencia forense  que le 'devuelve la vida' a cadáveres poco reconocibles, la cual logró patentar. 

El odontólogo forense Alejandro Hernández Cárdenas, experimentó durante casi dos años hasta encontrar la fórmula adecuada para el reconocimiento de cadáveres que han quedado en fosas comunes.

Para recuperar características de su condición original, Hernández Cárdenas  sumerge los cadáveres en una especie de bañera con químicos que se utiliza para la rehidratación.

El proceso permite revelar lesiones, características de la persona como cicatrices y lunares, y 'volver' los órganos internos casi al mismo estado que en el momento de la muerte.

Los resultados del procedimiento son utilizados por la policial para la identificación de la persona además de contribuir para resolver casos criminales.

Hernández Cárdenas dijo que otros estados también pueden utilizar su fórmula para identificar cadáveres que "presentan alteraciones físicas por la momificación o la putrefacción" y así apoyar a los médicos forenses "encargados de determinar la causa de una muerte".