Piquetazo… ¡Sueños, infracciones y clausuras..! La extraña Procuraduría Federal de Protección al Ambiente que en Morelos tiene como delegado a José Antonio Chavero Aguilar, de repente salió con el sable desenvainado para cumplir deberes, y como consecuencia para aplicar sanciones incluso multimillonarias, y así tratar de demostrar trabajo, ya que poco se ha sabido de ella en cuanto a cumplimiento de responsabilidades… Luego de que todo parece indicar que “le paso de noche” y por lo menos hasta el momento no ha dado color ni información con respecto a lo que ocurrió con las aguas residuales que mezcladas con aguas negras transitaron por el drenaje que desborda en la parte Poniente al término del Lago del Parque Recreativo Chapultepec, en ningún momento y por ningún medio ha dado a conocer acción o posición alguna respecto a este grave problema, ya que esas aguas indudablemente contaminadas por los colores que llevaron entre el rojo, azul y blanco que no son nada normales en un drenaje, salieron del albañal al final del riachuelo de Chapultepec, para conducir sus detritus y residuos con rumbo a los campos de cultivo de Atlacomulco, Acapatzingo, Jiutepec, Zapata, Xochitepec y párele usted de contar quien sabe hasta dónde más… En este asunto de la protección al medio ambiente, la tal Profepa se quedó en la obscuridad o simplemente sus encargados “tuvieron exceso de falta de conocimientos y cumplimiento de deberes”, en el marco de su supina ignorancia, pues prefirieron esconderse, guardar silencio y distancia, ya que para ellos lo de Chapultepec sigue durmiendo el sueño de los injustos, en espera de que alguna otra dependencia dé a saber qué fue lo que pasó con ese asunto de los colores mezclados con las aguas y los olores cacales… Sin embargo, de repente José Antonio Chavero con su Profepa en Morelos como que despertaron, pues en un sólo día procedieron a inspeccionar y sancionar con tres millones de pesos a la Empresa Cementera Moctezuma instalada por los rumbos de San Gaspar en el Municipio de Emiliano Zapata, presuntamente por haber instalado quien sabe qué equipo, sin propuesta, ni proyecto, ni conocimiento de la multireferida Oficina gubernamental… Más todavía sobre la Profepa, también con el sable desenvainado apareció por los rumbos de la Avenida San Diego en la Colonia Vista Hermosa de Cuernavaca y días después por distintas partes del Estado, donde sus flamantes personeros llegaron a poner los sellos para clausurar verificentros, que dependen como concesionarios de la Secretaria de Desarrollo Sustentable a cargo de Topiltzin Contreras Macbeath… Pareciera que con eso, la Oficina federal le mandó un mandoble a la Oficina estatal, no sabemos si con ánimos oficiales de obligar a cumplir deberes a los dueños, o simplemente para medir fuercitas o tal vez por alguna venganza política, luego de alguna posible travesura que haya cometido la SEDESU contra algún cliente, amigo, cercano o funcionario de la tal Profepa… ¿Qué fue lo que ahí pasó..? ¡Quién sabe, pero el riatazo está puesto..! El caso es que la Profepa dio nota y todo parece indicar que en el Año de Hidalgo, aplicó una multa millonaria, abrió una confrontación con fondo político y en gran parte, por lo de Chapultepec, no ha cumplido deberes, responsabilidades, ni obligaciones… Vale y cabe destacar que los empresarios de la Copermex en Morelos, protestaron enérgicamente por lo ordenado y cumplido con o sin razón por la Profepa, contra la Cementera… ¡Ahí se la dejamos a Chavero Aguilar el de la Profepa..! Por lo que corresponde a los verificentros, el tema es grande por los daños a los usuarios que se quedaron colgados en las filas los días de las clausuras y mucho más por lo económico que le abre un boquete al Gobierno de Graco en tiempos electorales… ¡Y que conste, los de los verificentros tienen otro fondo que huele a corrupción que pronto vamos a desenmascarar..! ¿Usted a quien le va, a la Profepa de Enrique Peña o a la SEDATU de Graco..?
Piquetazo… ¡Tepoztlán en riesgo..! Totolapan y Yecapixtla, gracias a sus respectivos alcaldes Marichuy Vital y Francisco Sánchez, participan para ser nombrados Pueblos Mágicos, lo cual equivale a siete millones de pesos del Gobierno Federal para obras y servicios… ¡Ojalá que lo consigan..! Desafortunadamente por tantas cervecerías, Tepoztlán a cargo de Lauro Salazar, puede perder esa distinción… ¡Los alcaldes tienen la palabra!
¡Hasta mañana que será un día más..!