compartir en:

Piquetazo… ¡Hordas, Clanes y Tribus..! Enorme es el espectáculo nacional que transita por doquiera, cuyos actores centrales son indudablemente los que se creen, son o se sienten figuras de prominencia política con miras al reparto del pastel del 2018, que a nivel nacional podrá traer nueva ocupación para decenas de miles, que dejarán como consecuencia sin trabajo a otras decenas de miles… Entre los preparativos de esta etapa por los llamados prolegómenos o preámbulos políticos, están las intentonas que por diversos senderos se buscan y manifiestan en ánimos de encontrar, para los actuales tiempos y los inmediatos por venir, por lo de las elecciones de julio, las estructuras políticas fortalecidas con las cuales se sientan más o menos seguros los meros meros, para ir a tal contienda electoral… Recientemente, uno de los muchos grupos que tiene el partido de la Revolución Democrática entre sus hordas, clanes y tribus, el denominado “Los Galileos” que en lo personal lo consideramos como un clan, salieron a la palestra en ánimo de pronunciarse por la consecución de un Frente Amplio, sueño de Graco Ramírez, donde desde luego deberá estar el PRD con todas sus fracciones junto con sus eternos partidos adláteres que lo han sido el Partido del Trabajo y Movimiento Ciudadano, que por esta ocasión, quien sabe por dónde anden con sus amores, pues muchos advierten que el PT y talvez hasta el MC ya están enfilados para ser solidarios con el Movimiento de Renovación Nacional –Morena– de Andrés Manuel López Obrador… Desde luego y sin lugar a dudas que cuando gente como Miguel Ángel Mancera, Silvano Aureoles, Graco Ramírez y Alejandra Barrales, entre otras cabezas visibles de Los Galileos se han pronunciado por el tal Frente Amplio, no están pensando hacerlo con el PRI y sus aliados, el PANAL y el Partido Verde, si no con el fuerte para la contienda electoral como lo es el Partido Acción Nacional, donde el dirigente Ricardo Anaya ya ha dejado entrever la posibilidad de hacer alguna alianza, posiblemente con el PRD, misma que depende de un pequeño detalle, ¿quién y de qué partido será el candidato a la Presidencia de la República, así como quiénes serán los candidatos a los otros puestos de elección, como lo son los de las gubernaturas, senadurías, diputaciones federales, locales y ediles en las alcaldías..? La cuestión no es tan fácil, pues por encima de las siglas de los partidos, a final de cuentas parecieran estar los intereses, repetimos, de quienes se sienten los meros meros… En el marco de todo esto, solo falta saber qué papel van a jugar el Partido Humanista y el Partido Encuentro Social, presuntamente este último de Miguel Ángel Osorio Chong… Con relación al PES, muchos auguran que será otro de los satélites del Revolucionario Institucional… ¿Será..? Como se ve, por toda esta cuestión de los partidos políticos, las broncas parecieran no ser tan difíciles, pero sí, cuando las mujeres y hombres que los integran son los que ponen e imponen sus condiciones frente a las decisiones que se tengan que tomar por aquello de los elegibles… En el marco de este maremágnum político, lo único real es que quienes siguen manejando el pandero lo son sin lugar a dudas, los dirigentes verdaderos de los autollamados partidos grandes, como parecen serlo, Morena, PRI, PAN y PRD, mientras el chiquillerío se deje por estar de ese tamaño o porque así les convenga a los dueños de sus franquicias, sin olvidar que atrás de todos ellos, están los verdaderamente señores del poder que lo son los del gran dinero, venga de donde venga, junto con las influencias impositivas allende nuestras fronteras… ¿O no..? Por cierto, y ya que referimos al Partido Acción Nacional, éste también entró al torbellino de las hordas y tribus como consecuencia de la elección del panista-priísta Ernesto Cordero acusado de traidor, luego de que Emilio Gamboa Patrón, gran pastor de los senadores, operara con todos sus priístas a su favor con solo cuatro panistas, ya que más de treinta de estos no se presentaron, ni votaron por su congénere partidista, dejando entrever una severa escisión entre los blanquiazules, que ahora se alejan más de los brazos de los priístas para una alianza, que mucho se avizora será favorable para hacerla con el PRD y otros de sus partidos que tratan de conformar el cacareado Frente Amplio Progresista, para la contienda del 2018… ¿Será..?
¡Hasta mañana que será un día más..!

Por: Pablo Rubén Villalobos

[email protected]