compartir en:

Postal… ¡Don Armando..! A 40 años de distancia de que asumió el poder como Gobernador del Estado, y aproximadamente a un mes de haberlo despedido físicamente, hoy recordamos algunos detalles de don Armando León Bejarano Valadez, uno de los varios gobernadores de este Estado con quien tuvimos muy buena relación en nuestra condición de Periodista, desde aquel tiempo… Recordamos cuando junto con él, llegaron al espacio del Poder Ejecutivo diversos funcionarios con quienes el Mandatario compartió las responsabilidades entre otros, Víctor Manuel Islava quien introdujo los sistemas computacionales a la Administración Pública de Morelos; Raúl Orrico -quien luego fue su yerno-, Alfredo Zavala, Mario Sánchez Ruiz, Armando Bejarano Almada,  Fernando Jiménez Cano, Armando Rosales y el insuflado Luis Villaseñor Quiroga, jefe de la Judicial, quien por ser hermano de la compañera sentimental del entonces secretario de Gobernación Enrique Olivares Santana, se sentía el todopoderosoomnipotente, frente a todo y frente a todos, incluidos su jefe,  el procurador Rosales… De don Armando, destacamos algunas de sus características y responsabilidades cumplidas… Fue Médico traumatólogo de reconocida fama nacional con transcendencia internacional, lo cual le ganó la admiración y respeto en los espacios del sector salud, en cuya dependencia superior, la entonces Secretaria de Salubridad y Asistencia Pública, fue Director General de Bebidas, Alimentos y Medicamentos para el País… Formó buenos médicos como el traumatólogo Gustavo Adolfo González Bravo, quien fue su secretario particular… Debe destacarse que mucha de su formación se la debió al eminente médico y político don Gustavo Baz Prada, quien fue dos veces gobernador del Estado de México y rector de la UNAM, entre otros muchos desempeños y quehaceres, como el haber fundado el Pentatlón Deportivo Mexicano, del cual fueron sus conscriptos don Federico Bracamontes Gálvez nuestro bien recordado amigo y Presidente Fundador de nuestra Organización Diario de Morelos; el doctor Jorge Jiménez Cantú, quien fue gobernador del Estado de México y el propio don Armando León Bejarano… También recordamos por este Mandatario, el día de su destape para ser candidato priísta a Gobernador, lo cual aconteció en Cuautla, en la casa de su hermana Herlinda… Ganó la contienda electoral y sucedió en el Poder Ejecutivo del Estado a otro gran amigo nuestro, don Felipe Rivera Crespo… Tras su deceso, ante la presencia de decenas de morelenses donde se significó la presencia de sus hijos, Lourdes y Armando, con la notoria ausencia de su hija Gloria quien vive en Costa Rica y el día del deceso se encontraba en Holanda, la ceremonia de despedía en Palacio de Gobierno, con los honores correspondientes a su condición de haber sido Gobernador Constitucional del Estado de Morelos, el homenaje póstumo estuvo en responsabilidad del secretario general del Gobierno de Morelos, Matías Quiroz Medina, por la ausencia de Graco el Gobernador, en tanto las guardias de honor las cumplimos prácticamente todos los presentes en una gran secuencia de afecto y respeto por el Extinto… Todavía recordamos, cuando antes de cumplir 100 años de edad, don Armando León Bejarano con todas sus limitaciones físicas, llegó al Museo de la Ciudad de Cuernavaca para estar presente en el homenaje que este Escribano coordinó, en memoria de otro gran amigo gobernante, don Antonio Riva Palacio López, al cual asistieron más de 300 personas… A propósito de don Antonio, también recordamos que en vida él y don Armando se encontraron en el homenaje que le coordinamos el entonces alcalde Nereo Bandera Zavaleta y este Escribano a don Armado,  en la exhacienda de Temixco, con la presencia de casi quinientos asistentes a la ceremonia-comida… Entre las obras materiales realizadas durante el sexenio del gobernador Bejarano Valadez, está la remodelación de que fue objeto el Zócalo de Cuernavaca cuando fue cambiado el Jardín de los Héroes que así se llamaba, para ser construida la Plaza de Armas que hoy lleva el nombre del General Emiliano Zapata Salazar; construyó el Teatro de la Ciudad, verdadero Teatro por contar con todo lo necesario, en sus instalaciones, mismo que en la inmediatez del tiempo su sucesor Lauro Ortega entregó a los diputados para convertirlo en Recinto del  Congreso del Estado; también abrió y construyó la Avenida Gobernadores con los bustos de bronce colocados sobre pedestales para cada uno de sus antecesores, que luego fueron desaparecidos… Lo anterior, por sólo citar algunas de las obras de su sexenio… Con la partida de gente como don Felipe, don Armando y don Antonio, se cierran páginas relevantes de la Historia de Morelos… Esto y más lo sabe la gente que vivió y los conoció en su tiempo… Que conste, hacemos aquí referencia al nombre de don Emilio Riva Palacio Morales, uno de los gobernantes más transcendentes que ha tenido la entidad morelense, junto con don Vicente Estrada Cajigal y Lauro Ortega Martínez… Hay más en la memoria, que cada quien puede recordar para enriquecer o tal vez no hacerlo, por lo que hemos referido en este breve espacio.             
¡Hasta mañana que será un día más..!

Por: Pablo Rubén Villalobos /  [email protected]