“Mi exposición se llama ‘Paisaje Sugerido’ porque no es un paisaje figurativo. Interpretar una obra de arte es complejo; normalmente la gente cuando no sabe o no conoce de arte se deja llevar por lo que ve, por lo que siente y finalmente eso es el arte. Cuando tú sabes qué es lo que vas a ver, le puedes dar un valor diferente o enriquecer tu apreciación. En este caso te sugiero yo una idea para que la reinterpretes como a ti te nace observarla, apreciarla. El arte y la belleza son subjetivos porque es de acuerdo a lo que cada persona interprete, no hay una verdad única en muchas cosas y en el arte menos, porque está sujeto a esa interpretación, claro que tiene que haber todo un sustento atrás de lo que se presente”, aseguró Carol Goddard artista plástica con una amplia trayectoria y quien actualmente muestra su más reciente trabajo en el Museo de la Ciudad. 

Para la creadora hacer arte abstracto no es nada fácil: “Es muy complicado. No es llegar y manchar, aunque hay gente que así lo hace; lo que verdaderamente es el arte abstracto, con la academia que lo sustenta o que lo soporta, es llevar a cabo un estudio de lo que vas a realizar, de lo que quieres lograr, porque incluso hasta para manchar tienes que tener un ritmo, una cadencia, un orden, eso es lo interesante del arte abstracto, que puedes lograr muchas cosas, pero es importante tener claridad de los procesos. En lo figurativo tienes resueltas muchas cosas porque ya tienes la figura, nada más es lograrla, a través de las técnicas, de las luces y sombras, de los materiales, etcétera, ya tienes un porcentaje resuelto y también ahí depende tu destreza, tu habilidad, qué tan bueno seas para llevar a cabo un retrato.  En el caso de la pintura abstracta es diferente porque tienes una idea y a la hora que empiezas a hacer tu abstracción no es tan fácil. Ahora bien, hay dos tipos de abstracción: una que es parcial, en donde todavía se alcanzan a ver las figuras, aunque no totalmente bien formadas, y hay una abstracción total, en donde casi ya no puedes identificar lo que estás viendo, es más bien una sensación, como los cuadros de Jackson Pollock, por ejemplo, esto es más por la emoción que te provoca estar junto a un cuadro rojo intenso, un verde claro, un amarillo o una mezcla de esos colores, que a lo mejor te va a provocar diferentes emociones y eso es una abstracción total, ya que pretende llegar más a la emoción que a un pensamiento lógico racional. En mi exposición hay muchas divergencias, por así decirlo, hay obras muy parciales, hay abstracción casi total, pero la ideas es que haya esa emoción o esa sensación, por eso es ‘Paisaje Sugerido’, yo te sugiero un algo para que a partir de ese algo tú también tengas tu propia interpretación”. 

La muestra consta de 22 piezas de diferentes tamaños y materiales, hay resinas acrílicas, resinas epóxicas, encausto, que es una técnica ya  muy en desuso, es trabajo con cera de abeja: “Es muy laborioso hacer el encausto, hay mucho trabajo atrás de esas piezas, tengo cuatro encaustos; también hay óleos, mixtas, muchas texturas. Aquí el planteamiento del color es clave, yo creo que algo importantísimo en el arte abstracto es el color, porque es justamente lo que te va a llevar a la emoción. Yo tengo muchos años dedicada a esto, he estudiado mucho, he dado clases y tengo muchas exposiciones en mi trayectoria, pero no cabe duda que cada vez se va aprendiendo algo nuevo y la forma en que yo abordé el color para esta exposición es muy diferente a las otras exhibiciones que había realizado”.

Elaborar esta exposición le llevó dos años a la artista: “Normalmente trabajo por series, no me gusta encasillarme en un estilo, en una forma, en un material o en una técnica, porque no creces; hay artistas que así trabajan y les gusta ser reconocidos por algún tema; a mi me gusta que me reconozcan por mi esencia, por lo que he transmitido a través de diferentes propuestas. Al final yo creo que lo que más vale es la pincelada misma del artista, no lo que resulte”.

Las obras de esta serie están tituladas en inglés, ya que considera que este idioma era el exacto: “Siento que con esos  títulos les daba más fuerza a mis cuadros. En la serie anterior trabajé títulos en latín e iban de acuerdo a la fuerza del deportista, en mi serie ‘Goguette’ había muchos en francés. Uno de mis favoritos es Summer Day, porque si te metieras en él es como si se te abriera un panorama inmenso de un día hermoso; cada obra tiene su pequeña historia”, concluyó la artista.

La exposición estará hasta el 25 de noviembre de 2018 en el Museo de la Ciudad.

Por: Laura Samaniego
laura.samaniego@diariodemorelos.com