Este jueves Santo, muchos capitalinos decidieron salir a disfrutar de los días de asueto y aire puro en diferentes destinos turísticos.

Las salidas de la ciudad lucieron abarrotadas desde muy temprano. Los carriles eran insuficientes para la cantidad de automóviles.

Una de las salidas más concurridas fue la México-Cuernavaca, donde los tres principales accesos, Insurgentes, Tlalpan y Viaducto Tlalpan, mantuvieron cerca de 8 kilómetros de asentamiento antes de llegar a la caseta de cobro.

Al respecto, el Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano de la Ciudad de México (C5) informó de la lenta circulación en la Autopista México-Cuernavaca, hacia el sur.

En tanto, Caminos y Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos (Capufe) dio a conocer que, durante las primeras horas de la mañana, en esa vía registró neblina, del kilómetro 33 al 50, por lo que recomendó disminuir la velocidad y manejar con precaución.

Con esto inicia un fin de semana largo en el que la ciudad se vacía por unos días y, para quienes deciden quedarse en la capital, podrán disfrutar de la capital con una innumerable cantidad de atractivos turísticos.

Cerca de las 11 de la mañana un grupo de 20 personas integrantes de la resistencia civil pacifica tomaron la caseta, para dejar pasar a los automovilstas sin pagar la cuota de peaje. 

Los paseantes se ahorraron 98 pesos al pasar sin pagar peaje. Personal de seguridad de Capufe y la policía federal sólo se limitaron a observar, para evitar alguna fricción con los automovilistas. 

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...