Tras el incremento de las ventas de la cinta de cassette en EU, un grupo de jóvenes diseñaron el Elbow, un nuevo modelo de reproductor de música que desea ser el sucesor del walkman.

De acuerdo con el informe anual de Nielsen, el año pasado las ventas de este formato se incrementaron un 74% en Estados Unidos, un fenómenos similar a lo ocurrido hace años con los discos de vinil.

Por ello, los jóvenes de Brainmok  diseñaron un objeto parecida a una pinzas el cual se engancha a una de las ruedas del cassette y se puede llevar adherido a la ropa como si fuera un pin, para reproducir tus viejos casettes.

“Queríamos resucitar un objeto que desde el punto de vista estético nos resultaba bello. También era una forma de reaccionar a la frustración que sentíamos con todos esos aparatos con pantalla táctil, que son útiles y multifuncionales, pero en los que se pierde esa intimidad física que tenían los aparatos de antes”, dijo Marius Paulikas, uno de sus creadores

El Elbow desechó las carcasas y de muchos de los elementos de los walkman antiguos,  por ello, muchos de los consumidores criticaron este inventó.

¿Cómo funciona Elbow?

La parte superior de su reproductor pasa por la cinta magnética para leer la información sonora que encierra y tiene un pequeño control en forma de rueda que inicia la reproducción, regula el volumen y cumple la función de fast forward.

Cuenta con una toma para auriculares, un conector mini USB y Brainmonk intentará que pueda invertir las canciones del cassette al ordenador.

De acuerdo con uno de sus creadores Elbow costaría en un principio 45 euros, unos 50 dólares.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...