compartir en:

Berlín.- La décimo octava Copa de Alemania para Bayern Munich tuvo que definirse hasta la tanda de penaltis, luego de empatar durante el tiempo reglamentario por 0-0 ante Borussia Dortmund, pero el resultado definitivo fue 4-3.
Durante los 90 minutos de juego reglamentario, “los bávaros” fueron más peligrosos tirando centros desde los costados. Borussia confió al gabonés Pierre-Emerick Aubameyang sus oportunidades más claras, sin embargo, el delantero no estuvo fino en sus definiciones.
En la serie de penaltis ambos conjuntos se mostraron contundentes para celebrar sus disparos; Bayern consiguió el triunfo aprovechando un par de fallas del Dortmund, sumadas a un cuarto tanto favorable cortesía de Douglas, quien definió la serie.
El entrenador Josep Guardiola, quien al borde de las lágrimas devolvió el cetro de la Copa de Alemania al Munich, se despidió como campeón de copa y liga del banquillo “bávaro”.
DDM STAFF