De la mano de sus padres, Michel Correa y Gabriel Adame, así como de sus padrinos, Sandra Esparza y Francisco Méndez, Regina Adame fue presentada como hija de Dios a través del agua bendita, recibiendo al Espíritu Santo.

Ataviada con un lindo vestido blanco, signo de pureza, Regina será guiada por el buen camino de la mano de sus padrinos, quienes fueron elegidos por sus papás por ser personas de fe, buenos amigos y a quienes les confían a su pequeña para que reciba de ellos, la enseñanza de valores y cariño. El párroco de la iglesia señaló que el bautizo es la puerta de entrada a los otros sacramentos para empezar a acrecentar la fe en Regina.

Después de la celebración religiosa, la familia e invitados se trasladaron a un jardín, en donde se ofreció un buffet en honor de la pequeña, quien además de ser bautizada celebró su segundo cumpleaños.

Con regalos especiales y llena de abrazos, Regina disfrutó de su festejo rodeada de primos y amigos. Para el momento del pastel, la pequeña sopló las velitas, mientras los presentes cantaban a una sola voz las tradicionales Mañanitas. 

Sandra Esparza y Francisco Méndez, padrinos de Regina, dijeron estar felices, comprometiéndose a cuidarla y a apoyarla en todo momento.

Por: Mariana García y Daniel Solano
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...