compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Tras la aprobación del Congreso del Estado, el Poder Ejecutivo publicó el acuerdo mediante el que se establecen los lineamientos y procedimientos para enajenar y dar en uso los bienes inmuebles de propiedad estatal.
En el ejemplar 5397 del periódico oficial “Tierra y Libertad” se publicó el acuerdo en el que se establecen detalles para enajenar y dar en uso los bienes inmuebles del estado.
El documento establece que el Congreso del Estado autorizó la venta, hipoteca o cualquier otro gravamen de bienes raíces del estado, así como todos los actos o contratos que comprometan dichos bienes, en uso o contratos que comprometan dichos bienes, en uso o concesión a favor de los particulares y de los organismos públicos.
Por lo anterior, el Poder Ejecutivo puede enajenar y dar en uso los bienes inmuebles que hayan dejado de ser útiles para los fines del servicio público del Gobierno del Estado o a los que su enajenación represente el ingreso de recursos utilizables para el mejoramiento del servicio público, siempre y cuando se cumpla con los lineamientos que emita la Secretaría de Hacienda en conjunto con la Secretaría de Administración estatal.
El acuerdo publicado en días pasados señala que “tiene el objeto de fijar, determinar y establecer los requisitos, criterios y procedimientos para la enajenación y uso de los bienes inmuebles, en los términos de las disposiciones legales aplicables y conforme a la autorización que emita el Congreso del Estado”.
También deja en claro que el procedimiento de subasta pública para la enajenación, determina los plazos para dar la agilidad necesaria, respetando los términos generales que estable la ley, por lo que ahora solo se requiere  que el Gobierno del Estado determine cuáles serán las propiedades que serán sometidas a este proceso.

Certeza. El decreto permitirá vender, hipotecar o generar usufructo por las propiedades del Gobierno del Estado.

Cláusula
El Gobierno del Estado también podrá sacar provecho por los inmuebles que le dejen de ser útiles.

Por:  Marcela García /   [email protected]