compartir en:

Cuernavaca, Morelos.- Conducir sin el cinturón de seguridad es la segunda causa más frecuente de infracciones de tránsito, mientras que hacerlo mientras se habla por el teléfono ocupa la cuarta posición, representando, junto con el consumo de alcohol, los mayores riesgos de accidentes.
Así se refleja en el informe que Diario de Morelos solicitó a la Dirección General de Tránsito y Vialidad, cuyo titular es José Huber Abarca Román, para conocer las principales causas por las que automovilistas y chóferes del transporte público reciben infracción.
De ahí se desprende que, por mucho, el estacionarse con guarnición roja es la principal, pues hasta el 31 de mayo, 9 mil tres conductores tuvieron que pagar multa; mientras que por la falta de uso del cinturón, la cifra llegó a los 4 mil 98; y por no respetar los señalamientos, fueron sancionados 2 mil 411.
Entre las infracciones más frecuentes también se encuentran, usar el teléfono móvil al conducir, con 2 mil 257 tarjetas de infracción; no respetar una señal de alto, con mil 711; obstruir la circulación, con mil 706; estacionarse sobre la banqueta con 723; y falta de casco, en el caso de los motociclistas, con 393.
Llama la atención que entre las más frecuentes, el conducir a exceso de velocidad descendió considerablemente a sólo 31 infracciones; mientras que por conducir en estado de ebriedad sólo tiene 55.
Sin embargo, de acuerdo con el titular de la corporación, José Huber Abarca, con la implementación del alcoholímetro, la cifra por conducir a exceso del nivel de alcohol en la sangre, las sanciones contra estos se van a incrementar, pues resulta difícil detectarlos a simple vista, a menos de un evidente zig zag, el exceso de velocidad y cuando desafortunadamente sufren accidentes por esa causa. 

Por: Rogelio Ortega
[email protected]