compartir en:

Cuauhtémoc Blanco no se los dijo personalmente, se los mandó decir con José Manuel Sanz Rivera. Y los amenazados apechugaron. Ellos, los secretarios y directores, los funcionarios de primer nivel de este modo aludidos por el regañón que inclinaron la cerviz, se aguantaron porque les falta carácter o por cuidar el “hueso”. En un arranque de xenofobia habrían respondido así: “¿Y quién eres tú, español vuelto mexicano gracias a la generosidad de nuestras leyes, para venir a amenazarnos con que nos vas a correr si alguno de nuestros empleados resulta corrupto? Si los tiene bien puestos, ¿por qué no nos los dijo personalmente-en-persona Cuauhtémoc?”. Pero ninguno chistó, soportaron la humillación de la cual fueron objeto. Uña y mugre el alcalde Cuauhtémoc y el secretario técnico José Manuel, ayer en el ambiente futbolero y hoy en el gobierno de la ciudad de Cuernavaca a la que no pertenecen, el ibérico les advirtió: “Que quede asentado: ustedes (funcionarios de primer nivel) son responsables de sus actos. Cualquier nivel de corrupción que halla en sus secretarías les cuesta el puesto a ustedes. El primer empleado que agarremos con corrupción en sus secretarías, el primero en irse es el secretario, seguido por el empleado”. Pero, subrayado el amago de “agarremos”, ¿quién agarra a quién? No los regidores, pues la advertencia no fue para ellos; tampoco el secretario de la Comuna, Roberto Yáñez, ni el presidente del PSD, Eduardo Bordonabe, que si hablaran de corrupción sería como si se pegaran con una piedra en la boca. Lo de menos es que uno de los amenazados hubiera dicho después, muy en corto, balbuceante, que el mensaje es porque los del grupo que está más arriba de los funcionarios del primer nivel quieren todos los negocios para ellos. Verdad, sospecha o mentira, ellos lo saben… QUE el próximo presidente estatal del PRI salga de la bancada priista del Congreso Estatal es el propósito de Francisco Moreno Merino y diputados afines no sólo del tricolor, también del PRD y otros partidos pero no del PAN que han hecho bloque en múltiples ocasiones. Propuesto Alberto Martínez González como el candidato de los legisladores y los alcaldes priistas de Amacuzac y Xochitepec para que sustituya a Rodolfo Becerril Straffon, “Paco” envió el mensaje al delegado del CEN, Fernando Charleston Hernández, de que “no vamos permitir que se quiera jugar con las diversas expresiones ni con la vida propia del partido”. Pero en “las expresiones” también están “los de siempre”: Amado Orihuela, Guillermo del Valle, Jorge Meade Ocaranza, Matías Nazario, Víctor Saucedo, Marisela Sánchez Cortés y Marisela Velázquez Sánchez, etc. En Cuautla Félix Rodríguez Sosa sigue siendo un cuadro de influencia, en Jojutla continúa activo el viejito Enrique Retiguín Morales y, habida cuenta sus rangos de senadora y diputada federal, Lizbeth Hernández Lecona y Rosalina Mazari tienen vela en esta jugada. Mas como en la política todo o casi todo se vale, si habilidoso es por oportuno el accionar del también presidente de la mesa directiva del Legislativo local y las gentes de Amado reaccionan quejándose de un “albazo” porque la Comisión de Procesos Internos del PRI nacional no ha emitido la convocatoria para el cambio del comité directivo estatal del PRI, lo hacen sin autoridad moral para ello pues el mismo Orihuela es practicante del recurso político del “madruguete”. Entonces, ¿por qué lloran?..  AUNQUE obvio el sentido de la declaración del diputado del partido Movimiento Ciudadano, Jaime Álvarez Cisneros, lo es por consecuente con la regla de que a todo aquel que administre dinero que no le es propio deben revisarle las cuentas. Ordenada por el Congreso local a la Entidad Superior de Fiscalización,  ante la puesta en marcha de la auditoría a los ejercicios fiscales de 2014 y 2015 de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos el rector Alejandro Vera ha puesto el grito en el cielo. No quiere pero acepta a regañadientes la auditoría, patalea, vocifera y la comunidad universitaria, que no tiene un pelo de tonta, piensa que la resistencia del también presunto espirante a candidato independiente a gobernador se debe a la máxima de que el que algo esconde teme ser descubierto. En este caso, por ejemplo, gastos ajenos a la actividad académica como la renta de autobuses para movilizaciones encabezadas por el mismo Rector o egresos del presupuesto universitario para hospedaje y alimentación en Cuautla cuando el “plantón” en la fosa común de Tetelcingo…  ME LEEN MAÑANA.

 

Por: José Manuel Pérez Durán / [email protected]