compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- A ocho años de que en Morelos se generó la transición del sistema inquisitorio al acusatorio, persisten alrededor de 900 asuntos del sistema de justicia tradicional, indicó la directora del Instituto de la Defensoría Pública, Mirta Sagrario Aguirre Gómez.
“Todavía subsisten algunos asuntos pero el Tribunal Superior de Justicia está trabajando coordinadamente con nosotros en el tema de abatimiento, del rezago y estamos tratando de generar que se dicten ya las sentencias correspondientes”, externó.
Lo anterior al señalar que aún falta por agotar los recursos y los amparos que en cada proceso se han interpuesto, sin embargo, reconoció que en ocasiones este rezago no depende de las autoridades, ni de los operadores, sino de algunas víctimas que ya no regresan a dar continuidad.
Incluso algunas de las personas sujetas a proceso en libertad, también han dejado de acudir, lo que dijo influye en que hasta el momento persistan estos asuntos, no obstante, insistió que se está trabajando para acabar con estos casos, aunque, no
hay una fecha para
culminarlos.
“Realmente vamos bien, el sistema acusatorio y el Código Nacional nos está ayudando bastante a no generar un rezago en nuestro trabajo”, explicó sobre la actual carga de trabajo de los defensores de oficio, quienes al mes conocen entre 20 y 30 asuntos, por ello con las nuevas plazas que tendrán abonará a lo laboral.

Señalamiento
Mirta Sagrario Aguirre mencionó que muchas personas sujetas a proceso en libertad, dejan de acudir y retrasan el proceso.

30 asuntos al mes atienden los defensores de oficio.

"Aproximadamente tenemos 900 asuntos en todo el estado, incluso algunos distritos judiciales ya están desapareciendo por cuanto al área penal.”  Mirta Sagrario Aguirre, directora de la Defensoría.

Por: Omar  Romero /  [email protected]